Por Andrea Araya Moya
22 marzo, 2016

En sólo minutos pasarás de tener ojos cansados a una mirada brillante y expresiva.

1. No te olvides del «smokey eye»

Es uno de los maquillajes favoritos, pues le da a tu mirada un carácter misterioso y expresivo en sólo unos segundos. ¿Cómo pasa esto? Al enmarcar tus ojos y darle un tono más oscuro, harás que tu mirada se vea mucho más grande y despierta, pues tenderá a destacar más que las otras partes de tu rostro.


2. Delinea tus párpados

make2

Tal como el «smokey eye», delinear tus párpados dibujando flechas (tal como muestra la imagen) resaltará tu mirada y hará que tus ojos se vean mucho más despiertos y grandes de lo normal.


3. Riza tus pestañas

Infalible. Cuando te sientas cansada y veas que tu rostro luce de la misma manera, prueba rizando tus pestañas. Notarás la diferencia y hasta te sentirás mejor.


4. Marca tus cejas

make1

Una ceja bien definida le da el marco perfecto a tu mirada, por lo que esta lucirá muchísimo mejor si tus cejas están bien definidas y marcadas. Además, también puedes rellenarlas un poco con un pincel y sombra de ojos oscura.


5. Alarga y colorea tus pestañas

eyes1

Además de rizar tus pestañas también puedes alargarlas con un rímel para hacer que tus ojos se vean mucho más grandes. Aplica con cuidado y evitando dejar restos de rímel en tus pestañas.


6. Revive tu mirada con delineador blanco

make4

El delineador blanco le otorga brillo a tu mirada si lo aplicas en la parte interior del ojo (lagrimal), tal como muestra la fotografía. Es perfecto para cuando tienes un aspecto cansado y necesitas lucir mejor en poco tiempo.


7. Prueba con un labial más claro

make5

Cuando te pintas los labios con un labial más claro que tu tono de piel o un tono «nude» provocas que tus ojos destaquen instantáneamente. En cambio, cuando aplicas un labial rojo o más oscuro, la atención se dirige de inmediato a tus labios.