Por Hisashi Tanida
25 octubre, 2017

El procedimiento puede llegar a costar 7 mil dólares y dura hasta tres semanas.

Actualmente, las cirugías estéticas están mucho más al alcance de los adolescentes que antes. Ya no es algo fuera de lo común ver a menores de edad con partes de su cuerpo modificadas simplemente por una necesidad física, emocional o quizás hasta por capricho. Es cosa de ver a empresarias como Kylie Jenner, quienes han masificado un boom de estos procedimientos.

https://www.instagram.com/p/BYmdMb_ls8U/?taken-by=kyliejenner

Sin embargo ¿será esta una moda millennial? ¿la de operarse detalles solo por gusto?. Actualmente, el rasgo más solicitado por los adolescentes a los doctores es un implante de margaritas, esos hoyuelos que aparecen en las mejillas al sonreír.

«Más de estos increíbles «antes y después» de una cirugía de margaritas, agenda tu hora hoy!»

El nombre de este procedimiento es conocido como «dimpleplasty» y deja a las personas con una sonrisa tan dulce como la de Ariana Grande, Harry Styles o Kirsten Dunst.

https://www.instagram.com/p/BZRHzsCnFT3/?taken-by=arianagrande

Sin embargo, este procedimiento cuesta entre 2500 y 7000 dólares, y solo dura entre 2 a 3 semanas.

Estos hoyuelos en realidad son una falla genética que sucede cuando los músculos de la cara se quedan más cortos que lo habitual. Con el tiempo, este se convirtió en un sinónimo de delgadez entre las mujeres y los ridículos cánones de belleza de la época.

¿Te operarías para verte así?

Puede interesarte