Por Ronit Rosenberg
23 marzo, 2018

Pero tienen secretos para combatirla y disminuir su apariencia.

¿Qué es exactamente la piel de naranja? Es una afección al tejido subcutáneo, es decir bajo la piel, que se forma por mala circulación, exceso de grasa o trastornos hormonales. 9 de cada 10 mujeres la tiene y aunque no lo creas, no tiene nada que ver con el peso. Las mujeres delgadas también pueden poseerla.

A pesar de que es una condición bastante normal, es muy molesta y anti-estética. La piel se ve floja, blanda, flácida y con una especie de hoyuelos, por eso su nombre de piel de naranja.

Seguramente piensas que las modelos y las celebridades no sufren de esta afección por sus cuerpos tonificados y perfectos.

Pero déjame decirte que estás equivocada. Aunque tengan figuras de lujo, dietas especiales, equipos de entrenadores personales y carísimos tratamientos de belleza, estas famosas luchan día a día con la celulitis.

  Lady Gaga

bigpicturesphoto.com

Scarlett Johansson

Splash News

Cindy Crawford

REX

Cristina Aguilera

Wireimage

Mischa Barton

Wireimage

Halle Berry

REX

Jennifer Love Hewitt

Splash News

Rihanna

Wireimage

Kim Kardashian

Splash News

Tienes que tener en cuenta que la celulitis jamás se irá por completo, pero sí se puede reducir considerablemente su apariencia. Además, es muy importante que te cuides porque es una condición progresiva, es decir, puede avanzar y empeorarse.

Consejos de oro:

Reduce el sodio: la sal hace retener más líquido y perjudica la circulación. Si consumes mucha sal y/o alimentos altos en sodio como conservas, comidas en lata, salsas y condimentos, la celulitis empeorará.

Evita las bebidas gaseosas: son enemigas de una piel sana porque contienen mucha azúcar, sodio y químicos que no favorecen la circulación.

Toma té verde cada vez que puedas: este té es diurético, es decir, te ayudará a eliminar la retención de líquido en el cuerpo.

Haz ejercicio: aunque suene repetitivo, es lo único que realmente te ayudará a tonificar la piel, junto con una alimentación balanceada.

No te bañes con agua tan caliente: esos baños largos de agua hirviendo déjalos para ocasiones muy mínimas porque las altas temperaturas del agua ponen la piel más flácida.

Hazte un masaje con crema en la zona: cada noche antes de dormir, hazte un pequeño masaje en círculos con una crema hidratante -mejor si es anti-celulitis- para favorecer la circulación de la sangre en esa zona y tonificar el área.

¡Cuéntame cómo te va!

Puede interesarte