Por Ronit Rosenberg
20 marzo, 2018

Es la misma a la que recurre Kate Middleton para recuperar su figura después de los embarazos.

Para muchas novias el estrés de caber en el vestido y lucir estupendas no es menor. Y para la Duquesa de Cambridge, Kate Middleton, no fue la excepción (jamás la vimos gorda pero las cosas de la realeza son un tanto difíciles de descifrar). Habrá sido por iniciativa propia o no, pero la esposa del Príncipe William tuvo que bajar unos cuantos kilos antes de enfundarse en el diseño blanco de seda de Alexander McQueen.

Chris Jackson

Y lo logró gracias a una dieta llamada Dukan. Tuvo tan buenos resultados que recurrió a ella misma para lograr su figura deseada post-parto, después de tener a George y a Charlotte y, seguramente, hará lo mismo luego de tener al tercer bebé en abril para poder lucir estupenda en la boda de Harry y Meghan.

Chris Jackson

Es la misma dieta que hace Jennifer Lopez. ¿O acaso creyeron que ese cuerpazo a los casi 50 años era sin esfuerzos?

Bekia

La dieta Dukan está avalada por expertos de nutrición y permite bajar bastante de peso en un corto plazo. La mayoría de las dietas que prometen eso tienen una gran desventaja: el efecto rebote, es decir, recuperar los kilos extra en un corto plazo. Pero Dukan funciona para mantenerse a lo largo del tiempo, sin oscilaciones peligrosas.

¿En qué consiste? Hay solo 100 alimentos permitidos, de los cuales 72 corresponden a proteínas y 28 vegetales. El objetivo de la dieta es bajar los kilos extra sin someter al cuerpo a un estrés severo que produzca celulitis y estrías. Está dividida en cuatro etapas especialmente diseñadas para aquel objetivo.

Las dos primeras etapas son para bajar de peso. La primera se llama «ataque», que dura 4 días. Ahí está solo permitido comer los 72 alimentos proteicos: carne magra, pollo, pavo, pescado y huevo. NADA de grasas. Una vez finalizada, comienza la segunda fase «crucero», que es seguir perdiendo peso consumiendo las 72 proteínas pero se permite agregar los 28 alimentos extras como hortalizas y vegetales por 48 días.

Genial

Una vez ese proceso concluye, se pasa a la tercera fase: consolidación. Esta es crucial seguirla al pie de la letra porque sino habrá efecto rebote sin duda. En esta etapa se comienzan a agregar de vez en cuando otros alimentos como carbohidratos y grasas buenas. Esta etapa dura 68 días. Terminado ese proceso de tiempo, comienza lo que se llama estabilización, que es para el resto de la vida. Se puede hacer vida normal teniendo en cuenta 4 principios inquebrantables:

  • Consumir 3 cucharadas soperas de salvado de avena diariamente
  • Tomar al menos 1,5 litros de agua al día (no jugo, ni bebida, ni té, ni agua con sabor)
  • Hacer ejercicio 3 veces a la semana mínimo
  • Un día a la semana consumir solo proteínas. Es decir, un día a la semana se vuelve a la fase de ataque. 

Si se cumplen estas 4 etapas, es posible mantener una figura y peso deseado sin tener que recurrir a una dieta desesperada como la de piña y atún. Recuerda que los kilos que pierdas solo depende de tu organismo y metabolismo. ¿Te atreves?

Puede interesarte