Head & Shoulders lanza la primera botella de shampoo fabricada con plástico reciclado, recolectado de playas* latinoamericanas.

Son muchos los años que lleva el plástico en este mundo y aun así muy pocos los que el ser humano lleva preocupándose por la contaminación que este provoca. Existen innumerables motivos por los cuales deberíamos tener más cuidado con lo que hacemos con nuestros productos o residuos plásticos, en esta lista te contamos los más importantes.

¿Te suena familiar la frase, “hay muchos peces en el mar”? Bueno, si no hacemos algo pronto, cambiará a “hay mucho plástico en el mar”, ahora te contamos por qué.

1. Te haces daño a ti mismo

Los plásticos contienen toxinas y pesticidas que se adhieren a pequeñas partículas que pueden ser ingeridas tanto por animales como por personas. Así que además de estar haciendo daño al ecosistema, si arrojas basura donde no debes, también te estás haciendo daño a ti mismo.


2. Afecta la economía y el turismo

Al llegar las vacaciones, todos soñamos con una playa paradisiaca donde poder descansar y relajarnos, pero nadie sueña con una playa en la que lo único que traen las olas son residuos. Una playa llena de basura se convierte en una pesadilla, ya que además de perder visitantes, los cuales generan ingresos para el país, se gasta un montón de dinero en su limpieza y se dañan todos los productos que se obtienen del mar.


3. No se puede navegar

El plástico puede demorar más de 500 años en degradarse, por lo que se va acumulando y hasta ahora, ya van 100 millones de toneladas flotando a la deriva por el mar. Esta acumulación dificulta la navegación de barcos y botes e impide el flujo constante en la vida de los animales marinos.


4. Además, peligra nuestro futuro y el de nuestros hijos

Es un echo que ya hay más plástico en suspensión que plancton en el mar, es decir, hay más plástico que comida. Esto es a lo que llamamos “grandes manchas de basura” las cuales están compuestas, en su gran mayoría, por fragmentos pequeños de plástico y se dispersan en superficies gigantescas (la mancha del Pacífico es más grande que todo EE.UU), por lo que es imposible detectarlas a simple vista, mucho menos limpiarlas.

Esta situación es mucho peor de lo que imaginamos, ya que las consecuencias que provoca el plástico en el océano son realmente impresionantes, y si no hacemos algo al respecto, nuestros hijos y nietos, jamás sabrán lo que es un mar sin plástico. 

Por eso, Head & Shoulders te invita a ser parte del lanzamiento de la primera botella de shampoo fabricada con plástico recolectado en diferentes playas de Latinoamérica*. Encuentra esta presentación en Chedraui y conoce más de la iniciativa de Head & Shoulders.

*20% del plástico usado en esta botella, excluyendo la tapa, fue recolectado en playas.