Nutrioli DHA es el primer aceite funcional en México, 100% puro de soya adicionado con DHA, un nutrimento esencial y componente estructural del cerebro, que puede contribuir a la salud del cerebro, corazón y vista.

Luego de plantearte, durante años, cuál debería ser la manera correcta de educar y criar a tus hijos, llega abruptamente ese momento en que te das cuenta que no hay un camino correcto para seguir y que el único guía que podrá ayudarte a hacerlo bien, es el amor que sientes por ellos. 

Cómo deberían vestirse, qué deberían escuchar, ¿debería prohibirles el celular?, ¿es normal que les guste tanto la televisión?, un sinfín de interrogantes suele atormentar a los padres en los primeros años de vida, sin embargo una de las más imperantes suele relacionarse al ámbito de la alimentación. En tiempos actuales, la obesidad es problemática que atormenta a un gran porcentaje de la población de niños y adolescentes a nivel mundial, por lo que la decisión de cómo alimentarnos ha adquirido un papel muy importante. 

Fuente

De manera casi inconsciente, hemos olvidado que todos los nutrientes que nuestro cuerpo necesita para funcionar correctamente lo podemos encontrar en aquello que yace en la naturaleza. Que nuestr@s hij@s puedan fortalecer su sistema inmunológico, crezcan, se desarrollen, logren concentrarse y sean capaces de procesar de mejor manera la información que reciben a diario, depende de nosotros y especialmente de su alimentación. A continuación, te mostraremos cinco cosas que podrían ayudar a cuidar la salud cerebral de tu hijo.

1. Las frutas cítricas

Fuente

Zanahoria, guayaba, kiwi, ¡la lista es enorme! Y si hay algo que caracteriza estas deliciosas maravillas de la naturaleza, son las vitaminas que contiene, específicamente las vitaminas A y C, antioxidantes que protegen al cerebro y lo ayudan a conservar la memoria.


2. El jitomate

Fuente

Este delicioso alimento contiene un mineral llamado potasio, que se caracteriza por favorecer la oxigenación del cerebro y de esta forma, mejorar la función del sistema nervioso. Algo que también puedes encontrar en el plátano y la calabaza, así que opciones… por suerte, tienes muchas.


3. Los frutos secos

Estos alimentos contienen vitaminas del complejo B, que son fundamentales para la salud del cerebro, ayudando al rendimiento y la concentración. Las encuentras principalmente en frutos secos, pero también en los cereales y en las carnes, y lo que es aún mejor es que puedes crear divertidas recetas con éstos.

Fuente

4. Las espinacas

¿Por qué? Bueno, porque al igual que muchos vegetales de hoja verde, son ricas en magnesio, un mineral que favorece las conexiones neuronales ayudando a mejorar el descanso y la memoria. Algo que prácticamente todos necesitamos.

Fuente

5. Grasas saludables

Las mejores aliadas para la concentración, especialmente el DHA, un ácido graso Omega 3 que favorece al desarrollo y buen funcionamiento del cerebro. Puedes encontrarlo en pescados como el salmón y el atún, incluso en algunos aceites que tienen adicionado este valioso nutriente.

Busca aquellos alimentos ricos en nutrientes que favorezcan la concentración y la memoria e inclúyelos en la dieta de tu hij@, como el DHA un nutriente esencial que permite que las neuronas tengan la flexibilidad suficiente para comunicarse entre ellas, favoreciendo la concentración, memoria y atención.

Debemos buscar aquellos alimentos ricos en nutrientes que favorezcan el desarrollo cerebral para incluirlos en la dieta de nuestros hij@s. Como el DHA, que permite que las neuronas tengan la flexibilidad suficiente para comunicarse entre ellas, favoreciendo la concentración, atención, memoria y atención. 

Una opción práctica de incluir el DHA en su alimentación es cocinar sus comidas con Nutrioli DHA todos los días. Y para tener más ideas de cómo hacerlo, descarga el recetario inteligente de Nutrioli DHA aquí.

Fuente

¿Qué receta entretenida se te ocurre para incluir aceite Nutrioli DHA en la dieta de tus hij@s?