Elimina eficaz y rápidamente los diferentes tipos de hongos causantes de infecciones de la piel.

Están en todas partes, has convivido con ellos e incluso has discutido relevantes temas sin que logres darte cuenta de lo que esas personas te esconden, porque de hecho lo disimulan a la perfección. Cremas, talcos y remedios caseros por años han sido sus mejores armas para camuflar la olorosa evidencia.

Es hora de arrancar de raíz con este mal y aniquilar todo rastro de su existencia. Hablamos del pie de atleta, una infección que padecen 7 de cada 10 mexicanos. Aprende a identificar los síntomas, a combatirlo y a prevenirlo con estos datos y consejos.

1. Suele localizarse entre los dedos, en la planta y a lo largo de los bordes del pie

Cuida que todo allí abajo esté en perfecto orden. El mal olor es señal de que algo no anda bien.


2. Pon atención cuando debas usar calzado cerrado

Si  a veces las obligaciones te orillan a usar zapatos cerrados a diario, entonces procura que no sea sintético y aléjate a toda costa del recubrimiento de plástico. También recuerda que de vez en cuando hay que dejarlos respirar.


3. La sudoración excesiva no es normal

Acude al médico si has notado que tus pies transpiran más de la cuenta. Pon mucho ojo si tienes una lesión en las uñas o en la piel porque esto podría desatar la infección.


4. El pie de atleta no duele pero sí huele

El pie de atleta se caracteriza por el mal olor debido al hongo que provoca la infección. Recuérdalo bien: “si huele mal, no es normal”.


5. De ampollas y otros males

Si tienes la piel roja, te da comezón, sientes ardor y te salen ampollas de las que sale líquido ¡atención! Lo más seguro es que tengas pie de atleta.


6. Pies limpios, secos y frescos

Para prevenir el pie de atleta, lávalos, sécalos muy bien y usa siempre calcetines limpios. Esa es la forma más efectiva de hacerle el camino difícil a las bacterias. La limpieza es el primer paso para prevenir la infección.


7. Para atacar

Sigue todas las medidas de prevención y aplica un antibiótico para matar la infección. Agrega a tus cuidados diarios una crema tópica para acabar con el hongo.

No te alarmes, entendemos que quizás crees tener pie de atleta, o quieres prevenirlo. Por eso te contamos que esta infección sí tiene tratamiento, y en el mercado lo encontramos con el nombre de Mycelvan®, de Liomont. Este medicamento acaba con el hongo que provoca la infección, ¡en tan solo 7 días! Y además previene que vuelvan a aparecer.

Mycelvan® es una extraordinaria cura contra este oloroso mal.

Deja de sufrir por el pie de atleta y alivia los síntomas de una vez. Comienza a usar Mycelvan® y en sólo 7 días estarás libre de hongos. De ahí en adelante, sigue los consejos que dimos antes para evitar volver a contraerlos y contagiar a los que te rodean.