Quédate con el bueno, quédate con Yoplait Griego. Tiene más proteína y menos grasa que otros griegos y además su consistencia es extraordinaria. Ver más

¡Se ha convertido en mi alimento estrella!

Es como si no pudiera ser mejor: no solo es rico y tremendamente útil, sino que además es nutritivo y le hace bien a nuestro cuerpo. ¿Se puede pedir algo más?

1. Es mi fuente de proteínas favorita

A nivel nutricional, el yoghurt griego nos provee de proteínas de alta calidad, que son las que forman, mantienen y renuevan todos los tejidos de nuestro cuerpo. Al consumir yoghurt griego, estamos cuidando nuestra piel, cabello y uñas, y también, retrasando el envejecimiento. 


2. Y me asegura un nivel de calcio adecuado

Lunch time! Yum #healthy #eating #traderjoes #greekyogurt #pomegranate #raspberries #granolacereal #h2o #workFlow

A photo posted by Cinthia Diaz (@beauty_by_cin) on

Si bien el calcio aparece naturalmente en el organismo, desde el momento de su nacimiento el ser humano debe preocuparse por estimular su aumento, y una excelente forma de hacerlo es consumiendo yoghurt griego, indispensable para mantener sanos los huesos.


3. Es versátil

Puedes comerlo al desayuno (con frutas, cereales o semillas), combinarlo con tus tostadas para una textura más suave, preparar deliciosos batidos, e incluso, probarlo en su versión salada: como condimento para las ensaladas, en dips para el aperitivo, etc. ¡Puedes hacer con él lo que quieras!


4. Y completamente delicioso

Si eres de los que adora la comida pero también cuida su alimentación, el yoghurt es el alimento perfecto. Es nutritivo y saludable pero, al mismo tiempo, puedes preparar recetas exquisitas con él, sin sentirte culpable…

[Las 16 cosas más saludablemente deliciosas que puedes hacer con yoghurt griego]

[15 placeres culpables que puedes preparar con yoghurt griego]


5. ¡Me ayuda con mi cutis!

Es uno de los ingredientes principales de diversas cremas caseras y mascarillas naturales, ideal para aplicar sobre pieles secas y resecas. Su alto contenido en ácido láctico ofrece propiedades exfoliantes y calma los eccemas cutáneos, regenerando nuestra piel y limpiándola.


6. Me mantiene en forma

Lo que más me gusta es que el yoghurt griego reduce la sensación de hambre, por lo que se convierte en mi snack perfecto. Además, acelera el metabolismo, lo que ayuda a quemar calorías de forma rápida.


7. Me ayuda con las alergias, ¡especialmente en primavera!

Hola primavera!!!

A photo posted by Pame Venier (@pamvenier) on

El yoghurt griego está lleno de bacterias probióticas, que estimulan la producción de inmunoglobulinas A, células plasmáticas, linfocitos y macrófagos; todos ellos responsables de la defensa de nuestro organismo.

Como dije antes, ¿se puede pedir algo más?


Pues sí, que sea Yoplait; que tiene un bajo porcentaje de grasa y más proteína que otros griegos. ¡Elige el yoghurt griego más delicioso, cremoso y saludable!

Quédate con el bueno, quédate con Yoplait Griego.