Por Sabori
La línea que sabe rico y es auténtica, como tú.

Vivimos muy pendientes de lo que dicen los demás y al tratar de agradarle a todos terminamos por hacer cosas que no nos gustan y que nos afectan… Sin embargo, el sentirnos bien depende solo de nosotras y no hace falta realizar grandes cambios: de hecho, con pequeños cambios de actitud y hábitos podemos notar una gran diferencia.

¡Eso sí, siempre siendo positivas!

1. Muéstrale tu cariño a los demás y atrévete a ser auténtica

Getty Images
Getty Images

Si lo sientes, muéstralo, sin importar cómo van a responder o reaccionar. No tienes por qué guardarlo.


2. Valórate por tus logros sin compararte con los demás

Getty Images
Getty Images

Cada persona tiene una historia diferente y los logros llegan en base a ella. Lo importante es superarte a ti misma.


3. Acéptate y aprende a querer la forma en que luces

Getty Images
Getty Images

Siéntete orgullosa de tu aspecto físico, pues es único e irrepetible.


4. Permítete estar feliz y en paz contigo misma

Getty Images
Getty Images

Abraza tu individualidad y no tengas miedo de estar sola. Antes que los demás, tú debes ser tu persona favorita.


5. Sé honesta contigo y con quienes te rodean

Getty Images
Getty Images

Siempre es mejor hablar con la verdad. Quedarte callada solo genera un sentimiento de impotencia que no ayuda a tu objetivo.


6. No tengas miedo a equivocarte pero aprende de tus errores

Getty Images
Getty Images

Para la próxima, ya sabes cómo NO se hacen las cosas. Una enseñanza muy valiosa.


7. Toma acciones para ayudar a los demás

Getty Images
Getty Images

Ya sea un voluntariado, apoyar a tu comunidad o compartir tus conocimientos con otros: regalan una gran satisfacción a quienes las realizan sin esperar nada a cambio.


8. Confía en ti misma

Getty Images
Getty Images

Esta es la mejor herramienta para conseguir TODO lo que te propongas. Confiando en ti misma ya tienes la mitad del trabajo hecho.


9. Aprende a comer de manera balanceada, pero sin ser tan estricta

iStock
iStock

Ni vivir solo de ensaladas, pero tampoco solo de grasas: el equilibrio es la clave. Aprende a llevar una alimentación consciente y te sentirás mucho más saludable.

¡Sentirte bien es tu decisión, no la de los otros!

Para ser un poco más feliz cada día, come eso que te hace bien sin sacrificar el sabor. ¿Qué te parece si pruebas Sabori? La línea que sabe rico y es auténtica, como tú.

#SerTúEstáRico