Probablemente nunca vayas a entender el amor que alguien pueda tenerle a una mamá que no es la tuya, porque sabes que simplemente te tocó la mejor, y no podrías cambiarla ni por la eternidad en el paraíso.

Eso es, y es que cada vez que sabemos que está con nosotros, de cierta forma nos sentimos reconfortados, apoyados y llenos de energía. Porque nos damos cuenta de que hay alguien que estuvo, está y estará toda la vida contigo.

Por eso, y considerando que es el día de las madres, hemos querido brindar por nuestras heroínas, y recordarle todo aquello que hacen para no dejarnos solos; para hacer posible lo que parece imposible, y para que cada vez que las miramos, queramos decirles: mamá, no te mueras jamás, por fa’:

1. Cuando fue la única que recordó el cumple de tu papá, y organizó algo en nombre de todos


2. Esa vez que te hizo viajar 1.000 km, solo para decirte que te extrañaba


3. Cuando te obligó a ir a la fiesta familiar, y terminaste pasándola mejor que ella


4. Cuando compartiste un tequila con ella a solas, por primera vez


5. Cuando te apoyó en la decisión de cambiar de carrera, y hasta celebró


6. El día en que juntó a todos tus hermanos luego de años, para festejarla en su cumpleaños


7. Y el domingo en que hizo feliz a todos con su receta de tamales


8. Cuando te dijo que tú sí podías… y pudiste


9. Ese día en que tuviste tu primera resaca, y en vez de regañarte, te ayudó a curarla


10. Y cuando celebró contigo el día más importante de tu vida

¿Ves por qué debemos homenajear y celebrar a todas esas madres? Porque ellas han estado ahí celebrando todos nuestros triunfos, y apoyándonos en nuestras caídas.

Es por eso, mamá, que en tu día te agradecemos por todo el tiempo que nos entregaste, por compartir momentos únicos con nosotros. Te celebramos ahora a ti con un Tequila Centenario, por hacernos estar juntos. Porque Tequila Centenario es ese sello que hace distinta una celebración.

¡Feliz día a nuestra heroína, te desea Tequila Centenario, la galaxia y el más allá!