¿La gente a tu alrededor vive preguntándote si estás cansado? ¿Si dormiste bien? Probablemente, esto se debe a esas pequeñas bolsas grisáceas en la parte inferior de tus ojos. Así es, estamos hablando de las ojeras, las que podemos definir como, la luz que reflejan nuestros vasos sanguíneos a través de la piel más fina de nuestro cuerpo, la cual es, justamente, la que tenemos debajo de los ojos y que es 5 veces más fina que la del resto de nuestra cara. Esta zona es la que muestra con mayor facilidad los tonos azules de los vasos sanguíneos que hay debajo. Pero el cansancio y el sueño no son los únicos motivos que hacen aparecer estas desagradables bolsas, existen muchas otras razones.

¿Quieres saber cuáles son? Pues aquí te las contamos.

1. Genética

Los genes juegan un papel fundamental cuando se trata de ojeras y lo creas o no, son una de las causas más comunes que las provocan. Si alguien de tu familia las tiene, es muy probable que tú también las tengas y que nada tengan que ver con el cansancio, si no que se relaciona con la pigmentación de la piel o melanina.


2. Edad

Las ojeras van empeorando a medida que envejecemos, ya que la piel pierde elasticidad y capacidad de regeneración, lo que causa que la zona periorbital (debajo de los ojos) se vaya poniendo aun más delgada de lo que ya es y por lo tanto, más transparente.


3. Retención de líquidos

La retención de líquidos causa que se acumule sangre debajo de tus ojos y, como mencionamos antes, esta zona de piel es 5 veces más delgada que la del resto del rostro, por lo que podemos ver la sangre a través de ella, lo que provoca que las ojeras se vean mucho más marcadas.


4. Alergias

Las alergias también son un causante de estos círculos grises bajo los ojos. Las reacciones alérgicas provocan que el cuerpo libere histaminas, un compuesto que actúa como sistema inmunológico, dilatando los vasos sanguíneos en esta zona. Además, rascarse o frotarse los ojos por la picazón también potencia la aparición de ojeras.


5. Ok, no dejemos de lado el cansancio

Nunca dijimos que el cansancio no las provoca, sólo que no es la única causa, de hecho, ni siquiera es la primera causa, si no que el cansancio sólo las intensifica. Cuando estamos muy cansados, la oxigenación de la piel empeora por lo que hay más retención de líquidos y esto hace que se marquen más las ojeras.

Como vez, las ojeras, muchas veces son inevitables, y son una preocupación para la mayoría de las mujeres, pero no te preocupes, tenemos la solución perfecta para ti. Studio Fix 24Horas Concealer de M·A·C es un corrector de ojeras con acabado mate que te da una cobertura perfecta por 24 horas y no se craquela. Elige el tono correcto para tu piel y siente ese toque fresco y natural que tu cara necesita sin que tengas que retocarlo.