De seguro todos los días surge la misma interrogante, justo cuando te dispones a comenzar con tu rutina de ejercicios: ¿Cuál es el mejor momento para desayunar? ¿Antes o después del ejercicio?

Sabemos que una buena alimentación sigue siendo la clave para llevar una optima calidad de vida, de hecho, el desayuno se sigue considerando como la comida más importante del día. Y si seguimos mencionando aquellos factores que potencian una vida saludable, el ejercicio es fundamental, entre otras cosas porque permite alejar diferentes enfermedades.

Como en todo orden de cosas, siempre existirán dos opciones; están quienes desayunan antes del ejercicio y que argumentan que su cuerpo no trabaja bien sin la energía de un buen desayuno. Y por otro lado, están aquellas personas que desayunan después para no sufrir problemas de digestión.

Y entonces, ¿cómo saber lo que para ti es mejor?

Según la opinión de un experto en nutrición, desayunar antes de hacer ejercicio es vital e imprescindible, enfatizando en que el tipo y cantidad de alimentos puede variar dependiendo de la actividad física.

Respecto al tipo de alimentación es importante hablar de dos aspectos, uno que tiene que ver con el gasto de energía y otro relacionado con el aporte calórico. De aquí la importancia del desayuno, y es que la principal comida del día aporta importantes beneficios en todo el organismo: Aumenta la concentración, ayuda a conservar la masa muscular, mantiene activo nuestro metabolismo, entre otros.

¿Cuál es el desayuno perfecto?

La composición ideal del desayuno está marcado por aquellos alimentos que aporten calcio y proteínas como los lácteos o aquellos que aportan energía a largo plazo como la avena. La avena contiene vitaminas del complejo B, ayudando en el desarrollo del sistema nervioso central. Además, permite combatir el estreñimiento, ya que la fibra que contiene reduce los ácidos biliares. El desayuno y realizar ejercicio se convierte en una de las principales fuentes de energía para enfrentar de la mejor manera el día.

Por eso, ahora que ya sabes cuándo es el momento perfecto, te queremos contar que avena Quaker® podrá transformar tus mañanas, esto ya que podrás combinarla con exquisitos alimentos para preparar tu mejor licuado. ¿Quieres ver un buen ejemplo? ¡Mira y replica esta receta en casa!