Por Luis Lizama
19 junio, 2020

El aparato cuenta con un puerto USB, para conectarlo directamente a un enchufe. Su funcionamiento se basa en calentar capas internas de fibra de carbono a 70º celsius, eliminando al virus en tan solo 30 minutos.

El COVID-19 ha puesto de cabeza al mundo entero. Investigadores y científicos de todo el planeta se han volcado a trabajar en su contención, ya sea en vacunas u otros productos.

En este caso un grupo de investigadores de Israel ha creado una verdadera novedad. Se trata de una mascarilla eléctrica, que eliminar al coronavirus al enchufarlo. Su método es bastante simple, pues calienta sus capas internas, hechas de fibra de carbono, a unos 70º celsius, destruyendo al virus en tan solo media hora. Cuenta con un puerto USB que permite su conexión a la corriente eléctrica. 

Israel Institute of Technology

A simple vista resulta un barbijo como cualquier otro, de los más sofisticados obviamente. Pero la diferencia puede apreciarse al mirarlo detenidamente, pues podrás notar su «enchufe» de puerto USB. 

También se usa como cualquier otra, pero una vez desocupada, se enchufa a la corriente y se deja por media hora, tiempo que demora en alcanzar los 70º celsius y sanitizarse.

Israel Institute of Technology

Los creadores, liderados por el profesor Yair Ein-Eli, de la Universidad Technion de Haifa, ha dicho que los barbijos tradicionales son muy contaminantes y además caros.

“Tienen que ser reutilizables y amigables, y esta es nuestra solución”, dijo Ein-Eli a medios locales.

Esta solución, además del método para eliminar el virus, ha sido respaldada por la comunidad científica de varios países, incluyendo la israelí.

Imagen referencial – Pixabay

De la misma forma, Allon Moses, un experto en enfermedades infecciosas del Centro Médico Hadassah de Jerusalén, ha dicho que el calentar repetidamente la mascarilla, podría traer consecuencias en sus materiales. 

Imagen referencial – Pixabay

En su periodo de pruebas, el producto fue expuesto a unos 20 ciclos de calor, con resultados bastante positivos.

Yair Ein-Eli ha dicho que pueden «garantizar varias decenas de ciclos sin riesgo”.

Imagen referencial – Pixabay

Los permisos y patentes para salir al mercado ya fueron emitidas, puntualmente en el mes de marzo, por lo que su comercialización es algo lejano, al menos en Estados Unidos.

¿Tú la comprarías?

Muchos evidentemente lo harían, considerando que costaría 1 dólar más que una tradicional. Cabe destacar que su uso es primordial para prevenir contagios, además que muchísimas personas llevan algunas de muy poca eficacia.

Puede interesarte