Por Luis Lizama
20 enero, 2020

Se trata de un sistema de buceo de baja profundidad, especial para deportistas. A través de una boya flotante, conectada por una manguera al “pulmón”, cada vez que la persona extienda sus piernas, el aire fresco desciende por la manguera y entra al dispositivo, listo para ser inhalado.

La tecnología avanza y no se detiene. Inventos, descubrimientos y creaciones de todo tipo llegan para marcar este siglo y nuestras vidas. Antes que todo, el desarrollo de las ciencias nos han permitido llegar a donde estamos, descubriendo pequeñas cosas que generan grandes cambios, como en este caso.

Una empresa austríaca ha creado una especie de pulmón artificial para respirar bajo el agua de forma ilimitada. Se trata de un sistema sencillo en su base pero muy útil e inteligente. Utiliza una boya flotante, conectada por una manguera hacia el “pulmón”, permitiendo que cada vez que la persona extienda sus piernas, el aire fresco desciende por la manguera y entre al dispositivo, listo para ser inhalado. 

Revisa un video sobre su funcionamiento:

Exolung, dirigida por el ingeniero veterano de Porsche, Jörg Tragatschnig, ha llegado a este revolucionario invento en búsqueda de una alternativa para los buzos y deportistas. Con la capacidad de traducir los movimientos del buzo en aire para inhalar, este sistema está generando revuelo. 

Su funcionamiento es sencillo de entender, pero muy inteligente y brillante.

Se trata de una boya en la superficie, conectada al pulmón por una manguera de 5 o 7 metros. Esta caja, que generalmente llevan en el pecho, tiene una cámara de aire plegable, que va sujeta a los pies de la persona. Así, cuando estire sus piernas, entrará aire fresco por la manguera y estará disponible en el “pulmón” para que la persona respire. Un proyecto visionario. 

Exolung

Es un sistema barato y sencillo de mantener, pues no necesita suministros extra como un tanque de oxígeno, por ejemplo. 

Se limpia de manera sencilla y es bastante liviano, lo que es una ventaja cuando se está en el agua (3,5 kg)

«La idea era crear una extensión del kit de esnórquel habitual, que fuera simple, robusta y asequible, sin precisar demasiados mantenimientos y que no requiriera absolutamente ninguna tipo de recarga. Exolung es un enfoque nuevo y único para el buceo en aguas poco profundas con fines recreativos y de utilidad. También es agradable de usar en la piscina para entrenar, así como en gimnasia o yoga subacuáticos».

Explican los desarrolladores a través de su canal de YouTube.

Sin dudas un sistema e invento que ha llegado para revolucionar la industria, de hecho ya está próximo a salir al comercio formal, costando unos 300 euros en su versión más básica.

Cabe destacar que no es necesario contar con certificación de buceo para utilizarlo, basta con los conocimientos básicos. 

¿Qué esperas? ¿Eres fanático del buceo? Esta noticia es para ti. 

Puede interesarte