Por Romina Bevilacqua
4 septiembre, 2015

Es ligero, elegante y en un día soleado puede recorrer 550 km sin ser recargado. 

Lo llaman “The Immortus” y no es como cualquier otro coche solar del que hayas escuchado. Para empezar fue inspirado en las películas post Apocalipsis que últimamente se han vuelto tan populares en el cine –después de saber esto ya puedes imaginarte el ambicioso diseño que vendrá– y luego, toda su cubierta superior está formada de paneles solares –8m2 para ser exactos–. Esto sumado al hecho de que el coche cuenta con una batería de litio para almacenar una cantidad de energía de 5 a 10 KWh y un peso total de 500 kg al estar vacío o 700 km al estar completamente equipado, hacen posible que este coche pueda funcionar únicamente gracias a la energía del sol.

6982953_orig

Fuente

Detrás de este futurístico diseño está la empresa australiana EVX Ventures, un equipo de ingenieros de la Universidad de Tecnología de la Universidad de Swinburne en Melbourne y corredores de coches solares. Todos ellos han dado con un modelo deportivo tan largo como un automóvil Mercedes-Benz S-Class Coupe, con espacio suficiente para dos personas y su equipaje de mano, que puede acelerar de 0 a 100 km/h en menos de 7 segundos, teniendo un tope de velocidad de 145 km/h. 

La compañía señala en su página web que “el Immortus es una edición limitada de un vehículo solar deportivo (…) diseñado para exhibir una tenacidad que ningún otro coche de su tipo tiene: la resistencia”, refiriéndose a su capacidad de funcionar prácticamente por un tiempo ilimitado siempre y cuando el coche no exceda los 60km/h y el sol esté continuamente brillando. “Mientras el sol brille, el Immortus vivirá“, señalan en su web.

immortus-solar-electric-car_0007

Fuente

El coche aún es sólo un proyecto sobre el papel, pero la compañía planea mostrar una versión a escala del coche para la convención SEMA Show 2015 en Las Vegas para noviembre de este año.

Puede interesarte