Por Diego Aspillaga
22 noviembre, 2019

El Quant e-Sportlimousine puede alcanzar velocidades de hasta 349 kilómetros por hora y tiene 600 kilómetros de autonomía. Es para los multimillonarios ecológicos.

Cuando la nueva compañía NanoFlowcell AG apareció en 2014 anunciando que prepararía un prototipo de un auto deportivo eléctrico que funcionaría con agua salada, muchos dudaron de ellos.

Pero hoy, cinco años después, el Quant e-Sportlimousine ha demostrado ser una realidad impresionante que presenta una opción viable de autos sustentables -y con estilo- en el futuro cercano.

NanoFlowcell

Recientemente aprobado para funcionar en las calles de Europa, el entusiasmo or el nuevo tipo de vehículo ha crecido de sobremanera, sobre todo por su innovadora forma de funcionar.

En el motor del Quant e-Sportlimousine, el agua salada pasa entre una membrana que se encuentra entre los dos tanques, generando efectivamente una carga eléctrica para que el vehículo produzca energía.

NanoFlowcell AG

De ahí, la electricidad producida es guardada por los super condensadores y distribuida entre los 4 motores eléctricos para darle un rendimiento sorprendente.

NanoFlowcell

Si bien los autos eléctricos son criticados por su baja potencia y desempeño, este modelo deportivo es la excepción a la regla. Puede alcanzar velocidades de hasta 349 kilómetros por hora y tiene 600 kilómetros de autonomía.

NanoFlowcell

Además, según sus creadores, su nuevo auto eléctrico sólo tardaría 2,8 segundos en ir de 0 a 100 kilómetros por hora.

Pero esta nueva tecnología, junto con todos estos beneficios, tiene un alto costo. Si llega al mercado, el Quant e-Sportlimousine costaría cerca de 1,7 millones de dólares.

NanoFlowcell

Si bien su precio es altísimo, los millonarios dueños podrían disfrutar de un auto sustentable de primer nivel con un diseño moderno y llamativo. Y si se endeudan para comprarlo, al menos podrían usar sus propias lágrimas como combustible.

Puede interesarte