“Dos semanas después ya movía sus piernas, estaba parado, realizaba movimientos escalonados… ¡y dio unos pasos!”.

Sí, tal como lo leen. Algo impensado, pero muy necesario. La parálisis es una de las condiciones más difíciles de sobrellevar, y volver a moverse puede ser el único sueño de muchas personas. La Clínica Mayo en Minnesota y la Universidad de California, Estados Unidos, trabajaron por años hasta desarrollar un increíble dispositivo.

Pixabay

La tecnología puede sorprendernos, y éste es justamente uno de esos casos. Este nuevo elemento es un pequeño electrodo que se implanta en la médula ósea del paciente -que luego recibirá impulsos eléctricos mediante ella, y le permitirán moverse- por medio de una operación. Antes y después de ésta, se complementa el trabajo con terapia de rehabilitación y en un par de semanas se comienzan a ver los resultados.

Pixabay

No, no es pura teoría… el invento ya fue probado.

La prueba fue hecha en un joven de 26 años que tenía una lesión en la sexta vértebra torácica dejándolo inválido debajo del torso. Tras 22 semanas de trabajo físico en el que prepararon y reforzaron sus músculos, se sometió a la operación.

Mayo Clinic

El artefacto se colocó en el espacio epidural, cerca de la médula espinal y por bajo la zona lesionada. Tras tres semanas de recuperación, el paciente comenzó nuevamente con trabajo físico. 12 días después logró controlar sus músculos estando acostado… ¡podía mover las piernas! También logró estar parado de forma independiente apoyando sus brazos, y realizar algunos movimientos escalonados.

Ante tan esperanzador resultado, el ente Food and Drug Administración de Estados Unidos, aprobó el dispositivo.

“Estamos muy emocionados, ya que nuestros resultados fueron más allá de nuestras expectativas. Estos son los resultados iniciales, pero nuestro objetivo es que el paciente siga progresando”.

-Kendall Lee- autor principal de la investigación.

Pixabay

Un tiempo después, la prueba permitió que el joven diera unos pasos. Esa fue la motivación máxima para el futuro, ya que los médicos siguen trabajando en este revolucionario invento.

¡Así que nosotros esperaremos MUY atentos a todos los avances!

Te puede interesar