Colaboración por Daniela Pérez
Venezolana. Ciudadana del mundo. Pasión por la lectura directamente proporcional a la pasión por la escritura. Amante de los animales, viajes y libros. Laberinto de Serendipias

No existe un patrón mágico para una relación feliz, pero existen herramientas que nos pueden ayudar a llegar a algo que se parece a la perfección

Desde siempre, y aún más con el boom de las redes sociales, recibimos toneladas de información sobre “relaciones ideales”. Las parejas modelos de Hollywood, mujeres gritando a los cuatro vientos los detalles que sus románticos compañeros les dedican, hombres ufanando la belleza de sus amadas o entonces uno u otro intentando dar consejos o recetas mágicas sobre cómo se supone que debe ser una prelación perfecta, envidiable, de película. Como si los seres humanos y, aún peor, las relaciones interpersonales pudieran responder a algún molde preestablecido y terriblemente generalizado. 

Captura-de-pantalla-2015-11-03-a-las-12.12.21
@pwr_grl

La complejidad de nuestra mente es análoga a la complejidad del Universo: sólo conocemos (o pensamos que conocemos) una pequeña parte. Establecer patrones generales funciona como una guía, pero sólo eso. No existe hombre que sea visto como “ideal” por dos mujeres distintas, o mujer que resulte perfecta compañera de vida para dos hombres distintos. Quien es visto como el novio perfecto por una, probablemente tendría que cambiar muchas cosas de sí para agradar a otra. Es eso lo que hace mágica cada relación. Es eso lo que nos hace encontrar a UNA persona, y escogerla para la vida. Es maravilloso, y reducir eso a lo general, es subestimar nuestra psique.

Captura-de-pantalla-2015-11-03-a-las-12.11.59
@pwr_grl

Afortunadamente, cada vez son más los expertos que se adentran en las profundidades del océano que es la mente humana. Quienes más saben, más aseguran que generalizar es un error. Pero, si algo es cierto, es que existen cosas esenciales y básicas para nutrir una relación sana que cultive nuestra salud mental en lugar de ahogarnos en estrés, dudas, celos, miedos, discusiones y otros cánceres que amenazan con aniquilar hasta la más mágica de las uniones. Aquí, algunos consejos del Psiquiatra y experto mundialmente reconocido Augusto Cury:

1. Reconocer el poder de las palabras

Una ofensa que sale de la boca de un amigo, familiar o desconocido seguramente podría herirnos y dejar cicatrices, pero una ofensa que sale de la boca del compañero que elegimos para toda la vida, puede ser una bomba devastadora con consecuencias inimaginables. Una palabra positiva que sale de la boca de cualquier persona, puede causarnos felicidad momentánea y hacernos sonreír, pero una palabra positiva que sale de la boca del ser amado, podría ser tan poderosa como la mayor de las mágias.

Captura-de-pantalla-2015-11-03-a-las-12.12.29
@miki_gerdzikova

2. Qué se dice importa, cómo se dice hace diferencia, pero quién lo dice es determinante

Cuando sentimos que lo que vamos a decir podría causar daño, el silencio puede ser mucho más aleccionador y fructífero.


3. El poder de los elogios y el respeto hacia los sueños del otro

Los elogios son quizá el fertilizante más poderoso, efectivo y fácil de aplicar en cualquier relación, pero lamentablemente no reciben la atención merecida. Cualquier pareja debería darse el beneficio de elogiarse mutuamente con frecuencia diaria, los resultados valen la pena. Una pareja inteligente debería ahorrar críticas, pero jamás ahorrar elogios. Una pareja inteligente apoya, respeta y acompaña los sueños del otro porque esa es la clave para el éxito de cualquier equipo. Uno para los dos, los dos para uno.

large-5
@miki_gerdzikova

4. El arte de sorprender y agradecer

Esto podría parecer como algo que ya es sabido, y sin embargo pasa casi siempre por debajo de la mesa. Sorprender no pasa sólo por los regalos, los detalles, las salidas. Sorprender pasa por gestos simples, palabras inesperadas, atenciones excepcionales. Los años de relación no pueden venir acompañados de la costumbre, sino de las ganas crecientes de sorprender. Y la felicidad de ser sorprendido y sorprender, debe venir acompañada de agradecimiento, agradecimiento suficiente que transmita lo mucho que apreciamos algo, y que inspire a hacerlo de nuevo. Sorprender y agradecer termina siendo un ciclo positivo, un ciclo que riega con aguas claras las bases de cualquier relación.

Captura-de-pantalla-2015-11-03-a-las-12.12.10
@pwr_grl

5. La importancia del diálogo y el autodiálogo

Estar dispuestos a plantear nuestros puntos de vista y suficientemente abiertos para aceptar, tolerar y analizar los puntos de vista de quien convive con nosotros es el santo grial para evitar malos entendidos. Hablar y oír es esencial. Una pareja descontrolada discute por cosas simples, una pareja inteligente convierte grandes problemas en riquísimos diálogos de crecimiento para ambos. Dialogar con el otro, y con nosotros mismos. No podemos esperar comprensión, respeto y aceptación de otros si nosotros mismos no conocemos los rincones más profundos de nuestra mente. El auto diálogo es tan importante como el diálogo.

No existen 10 mandamientos de una relación saludable y eterna, no existe patrón mágico para un matrimonio feliz. Existen herramientas que nos permitirán fusionar nuestro complejo mundo mental con otra fascinante psique de la forma más inteligente y sana posible. Vale la pena intentarlo.