Colaboración por Valeria Chávez
Amante de la comida y la moda. Enamorada de la vida, del amor y, sobre todo, del amanecer nuevo todos los días!

Habría querido permanecer a tu lado y esquivar juntos los retos de la vida, pero el tiempo y el destino ha dispuesto lo contrario.

Habrá noches solitarias y quizás frías donde nos hagamos falta el uno al otro, pues no hay otro lugar para mi corazón donde descansar que no sea entre tus brazos cálidos y fuertes… sin embargo, he tomado el camino a la izquierda y tú a la derecha, por hacer lo necesario para crecer y aumentar la fe de ambos… pero pensar que el mundo es redondo quizás sea una falsa esperanza que alimente la escasa ilusión que le queda al corazón.

Habría querido permanecer a tu lado y esquivar juntos los retos de la vida, pero el tiempo y el destino ha dispuesto lo contrario… quizás sea el mismo tiempo y destino que nos vuelvan a reunir, pero mientras tanto debes crecer sin mí y yo sin ti, incluso tal vez al lado de alguien más.

Y quizás sea ese alguien el brillo que le ha faltado a tu mirada todo este tiempo, pero permíteme pedirte algo, encuentra a alguien que te impulse a ser mejor, alguien que te admire, alguien que ponga tus sueños antes que los suyos, que te ame con pasión, que te bese como si fuera el último momento de su vida, que sonría al verte, que se asombre al escucharte hablar, que comparta tus carcajadas, que sea tu luz en la oscuridad, que ame tus malos ratos y  disfrute aún más los buenos, que te bese en la frente por las noches, que sea tu calor en el invierno, busca a alguien que esté convencido que no existe mejor ser que tú en la tierra, que a tu lado se sienta invencible, que seas el mayor anhelo en su vida pero sobre todo que te haga infinitamente feliz.

Porque si no encuentras alguien así, lamento decirte que estás perdiendo tu tiempo. La vida se mide en instantes y amar verdaderamente es sólo un instante dentro de la eternidad en que vivimos.

Deseo que la vida no te golpe muy duro, porque si lo hace desearé estar ahí para apoyarte. Deseo que no sufras porque si lo haces, desearé ser yo quien seque tus lágrimas.

Pero sobre todo, deseo ser ese alguien que encuentres en este mundo redondo.