Colaboración por Mari Pineda
Soy mexicana, amo leer, escuchar música y ser feliz.

Por eso cuando te fuiste te llevaste lo que era

Recuerdo que el día elegido para tu partida lloré, bastante para ser más honesta. Me preguntaba día a día ¿y ahora qué sigue? Porque claro yo sabía lo que seguía mientras estaba a tu lado pero no lo que seguía estando sola. Parecía que te habías llevado lo que yo era. Me preguntaba todos los días lo que había hecho mal, sin darme cuenta de que no era mi culpa el que te hubieras ido, porque nadie es responsable de las decisiones que la otra persona toma.

Planeé mi vida a tu lado, generé un mundo ideal para el “nosotros”, dejé de lado el “yo quiero”, “yo soy” para complacer tus ideales, me dejé de lado a mí.

large-1
@_toriagutierrez

Conforme pasaba el tiempo me lastimaba a mí misma conservando tus fotos y tus obsequios en lugar de solo tirarlos, porque mi mente pensaba “tranquila, él volverá”. Jamás pensé que yo ya no quería que volvieras, porque alguien que te ama no se va, no hace que tu alma pase por este proceso tan duro.

Tal vez pienses que es inmaduro el pensar en desechar lo que un día compartimos pero no es así. Se trata de encontrarme a mí misma no a ti, no al nosotros que ya no existe ni existirá. 

Pasaban los días y sentía mucho coraje hacia a mí, por no haber dado lo mejor, odié todos los días en los que peleamos. Justifiqué todas tus agresiones psicológicas, sin darme cuenta me moldeé a tus estándares, hice de mí una persona perfecta para ti, por eso cuando te fuiste te llevaste lo que era.

large
@_toriagutierrez

No lo lamento, no lamento en lo absoluto haber estado contigo, lo único que lamento es haber cambiado lo que era para tu felicidad. Ahora que estoy lejos de ti no planeo buscarte, no planeo olvidarte, porque una persona no se olvida. Ahora sé que soy más que tus estándares, que valgo más de lo que tú podrás tener puesto, que soy una persona autosuficiente que no depende de tu aprobación para ser feliz.

El día en que te fuiste me liberé.