Colaboración por Jacqueline Rivera Gómez
Quiero cambiar el mundo, quiero volverlo un lugar mejor, sé que es difícil, más no imposible. Todo va a salir bien

¿En qué momento dejamos de ser amigos?

Es curioso como la agenda de tu celular almacena números de personas con las que solías relacionarte; yo las llamo relaciones muertas. Son personas que posiblemente jamás imaginaste dejar de hablaR y sin darte cuenta, tu agenda así como tu Facebook, está repleta de este tipo de contactos más los nuevos que sin darte cuenta se vuelven viejos. Algunas amistades perduran y otras son sepultadas como otro número más en tu agenda.

large

@f_fc

Con todas las relaciones olvidadas que dejamos luego nos preguntamos, ¿dónde o en qué momento dejamos de hablar? ¿Cuándo dejamos de tener tiempo para la otra persona? ¿Cuándo se volvió un número más en mi agenda? ¿Será que es una forma de recolectar algo intangible e inservible al mismo tiempo? Algo tan simple como un numero de teléfono.

Solo sé que en algún punto sentimos que la amistad dejó de tener sentido, crecimos fuera de esa relación o esa relación creció lo suficiente como para volverse irrelevante cualquier contacto con nosotros. Solo nos terminamos llenando de recuerdos, recuerdos de lo que fue. El recuerdo de que alguna vez fuiste lo suficientemente importante para alguien como para necesitar tu número en su teléfono. Y al final un día lo dejaste de ser y solo te volviste un número más en su colección.

Captura-de-pantalla-2015-09-16-a-las-10.15.33

@f_fc

Alguna vez lo supiste todo de esa persona y es persona todo lo supo de ti. De pronto ya no sabes ni qué esta estudiando, tampoco sabes si ya se va a casar o si siquiera sigue viviendo en el mismo país que tú.

Un día te encuentras con una foto de esa persona y notas lo cambiada que está. Ya no es la persona que tú alguna vez conociste, ni tú tampoco lo eres, tú también creciste como era de esperarse pero los recuerdos, esos siempre permanecerán, sin importar lo que haya pasado, al saber un poco de su vida se dibuja una sonrisa en tu rostro y con eso te quedas.