Por Josefina Pizarro
10 agosto, 2016

Una taza, dos tazas, tres tazas… y así podemos seguir por los siglos de los siglos.

El café es un manjar caído del cielo por los mismísimos Dioses. Nos despierta cada mañana y en jornadas largas de trabajo es nuestro único acompañante, cuando todos los demás nos han dejado. Tomar café es todo un estilo de vida que no se deja fácilmente, pero, desgraciadamente y como todo en la vida, hay algunos problemas que los demás no entenderían, los problemas que sólo un verdadero amante del café reconocerá fácilmente. Te dejamos con 20 problemas que sólo los adictos al café entenderán.

1. No puedes despertar sin tu taza de café


2. Cuando se tomaron todo el café y tú recién te estás despertando


3. Y para ser honestos, esa primera taza no te despierta en absoluto


4. Dos y tres tampoco harán mucho efecto


5. A veces te da miedo morir de sobredosis de cafeína por todo lo que bebes


6. Cuando hueles café se te hace agua la boca. Es más, de verlo en una imagen te hace desear tomar uno


7. Tu dinero se va básicamente en café


8. No tienes que hacer un pedido en Starbucks, ellos saben lo que quieres


9. Pero el que te atiende igual te juzga por beber mucho café


10. Tu personalidad depende de cuánta cafeína hayas bebido


11. No puedes ser productivo hasta que no bebes una taza de café


12. Las personas que te conocen siempre te están diciendo que dejes el café


13. Pero no los escuchas


14. Siempre tienes que ir al baño porque tomas mucho café


15. Café descafeinado, ¿cuál es el punto?


16. Y tu día queda completamente arruinado cuando no hay café en el trabajo


17. Tus noches de trabajo se resumen así


18. A veces te tomas de un sorbo un café sólo para servirte otro


19. Cuando tu café se pone helado es una PESADILLA


20. Y aunque trates de salir de ese vicio, sabes que no lo puedes dejar, porque… ¡amas el café!


¿Cuál te pareció más acertado?

Puede interesarte