Por Ignacio Rojas
20 enero, 2017

Las familias chilenas se caracterizan por ser fan de las reuniones sociales en las cuales no pueden faltar los asados ni los aperitivos.

A partir de esto, un grupo de jóvenes estudiantes tuvo que idear una propuesta interesante en el sector gastronómico que les permitiera formar un emprendimiento de alto impacto.

Es así como surge la idea de “Dip & Eat”, un emprendimiento que nace cuando ocho jóvenes universitarios se vieron enfrentados a un reto impuesto por una asignatura de su carrera. Estos debieron planificar y desarrollar una propuesta que solucionara un problema en su comunidad, e implementarla durante el verano.  Y se enfocaron principalmente en hallar una manera de mezclar sabores típicos de Chile por medio de dips, como acompañamiento a comidas cotidianas.

Equipo de Dip&Eat

Después de varios intentos de seleccionar los productos adecuados, crearon finalmente su producto estrella, el pesto de Cranberry, a base de albahaca y cranberries, que luego dio paso a un pesto de zanahoria, y una línea de mermeladas gourmet. Creando un concepto de dip&eat de consumo inmediato, tal cual lo dice el nombre, “untar y comer”. Una vez consolidado el proyecto, estos se instalaron en diversos puntos de venta en el sur de su país, donde tuvieron una gran acogida del público, y un gran éxito en ventas.

¿Te atreverías a probarlos?

Te puede interesar

Chaparritas

13 septiembre, 2017