Por Teresa Donoso
12 septiembre, 2016

Cualquiera de estos corredores paralímpicos hubiesen sido medalla de oro en los Juegos Olímpicos.

Abdellatif Baka, corredor argelino que compite en los 1.500 metros planos, acaba de coronarse como el campeón en su categoría de los Juegos Paralímpicos. El atleta completó la prueba con una marca de 3:48.29 lo que además lo hizo merecedor de otro título menos oficial pero mucho más increíble: Baka logró superar la marca del campeón olímpico Matthew Centrowitz quien ganó la prueba en los JJ.OO 2016 con una marca de 3:50.00.

Baka compitió en la categoría T13 que engloba a atletas con discapacidad visual menor. Según La Afición, existen 3 clasificaciones para los atletas con discapacidad visual: la T11 para los que son ciegos y compiten con los ojos vendados y un guía, la T12 para atletas con debilidad visual que pueden o no competir con un guía y la T13, la de Baka, para aquellos que tienen un daño visual menos severo.

Otros tres competidores paralímpicos también lograron superar la marca de Centrowitz. Ellos fueron el etíope Tamiru Demisse con un tiempo de 3:49.84, el keniano Henry Kirwa (3:49.59) y el compatriota argelino de Abdellatif Baka, Fouad Baka con 3:49.84.

¡Bravo por Baka! Definitivamente todo su esfuerzo fue coronado con un reconocimiento muy merecido.

Puede interesarte