Por Raúl Cobo
13 octubre, 2016

No entiendo, ¿ahora bañarse en sangre es arte? Creo que me perdí de algo.

«Todo es arte» esa parece ser la verdadera motivación de estos 6 reconocidos artistas que han decidido llevar sus obras a niveles que para muchos (me incluyo) puede ser bastante desagradable, pero que para otros son verdaderas obras de arte, especialmente para mucho multimillonarios excéntricos. Y es que para que conformarse con un Picasso, un Van Gogh, o un Rembrandt, si puedes tener a la reciente fallecida de un accidente de transito en tu casa o bañarte con la sangre de un animal muerto, porque sí, eso es lo que hacen estos 6 artistas que por alguna muy morbosa razón son considerados de innovadores… ¿innovadores? Mmmm, tengo serias dudas al respecto, pero veamos…

1. Andres Serrano

andres-serrano-burn1

Este artista estadounidense se hizo conocido por fotografíar un crucifijo sumergido en un vaso con su propia orina. Sí, eso mismo. Eso pasó en 1988 y desde ese entonces todas su obras han sido catalogadas de pervertidas, herejes y vulgares. Y él para responder a todas esas críticas no encontró nada mejor que crear la Exposición «La Morgue» en 1992; en este recoge una serie de retratos de la muerte a través de distintas partes del cuerpo de personas fallecidas por diversas causas: ahogamientos, enfermedades o asesinatos. Todo cuenta para Serrano.

transfusion-de-sangre-sida-fotografias-de-cadaveres

El artista trabajó con un experto patólogo forense para llevar a cabo esta serie fotográfica en la que se indica el motivo de la muerte de cada uno, aunque eso si, se mantiene en secreto la dientidad de las víctimas y no se muestran rasgos muy significativos de los fallecidos.


2. Hermann Nitsch

A finales de los años 50’s este artista ganó fama por que sus obras consistían basicamente en matar animales y luego bañarse en su sangre. ¡Que lindo que es el arte!

herman-nitsch1

Una de sus obras más conocidas es  “Orgien Mysterien Theater”, en la que realizaba  performances para recrear actos rituales con música y teatro. La idea era sacrificar diferentes animales y después pintar con la sangre de estos, y para terminar se bañaba con el líquido rojo aún tibio. A veces, los animales que descuartizaba estaban con vida.  También, y como parte de su obra, él invitaba a las personas a que se bañaran en la sangre y las entrañas.

hermann-nitsch1

Que me perdonen los entendidos, pero si a eso le llaman arte, entonces prefiero ser un ignorante el resto de mi vida. Asco y ganas de vomitar es lo menos que te pueden dar estas imágenes.


3. Damien Hirst

Dicen que es el artista más rico de la actualidad, y siendo honesto, eso da mucha rabia ya que sus obras no son otra cosa que animales en formol, mariposas muertas y cráneos humanos incrustados con diamantes

solo-dios-sabe-hirst1

Su obra más conocida es un tiburón titulado simplemente “La imposibilidad física de la muerte en la mente del vivo”. La obra fue adquirida por el multimillonario Steven Cohen en 10 millones de euros, quien al llevársela a New York no entendio que se trataba de materia orgánica y por ende, la obra se descompuso en pleno viaje.  Al final Hirst tuvo que reemplazar al tiburon por otro idéntico.

hirst-obras-importantes

Entre las otras obras conocidas de Hirst podemos nombrar a un becerro cubierto de oro,o quizás a los muchos animales muertos y abiertos que parecen crucificados, o bien un caballo recién fallecido con un cuerno en medio que simula ser un unicornio… y sí, es uno de los artistas más ricos del mundo.

Y pensar que Van Gogh murió pobre.


4. Teresa Margolles

Para muchos, se trata de una de las artistas mexicanas más interesante que emergieron en la década de los 90’s. Para otros pocos, ella es solo una mujer con muy extraña fijación por la muerte. Su principal fuente de inspiración siempre han sido las morgues; sin embargo, con el aumento de la violencia en México, ella confiesa que ya ni siquiera necesita ir a un lugar fijo para extraerr la materia prima de sus creaciones.

teresa-margolles-caballos

Teresa ha trabajado con partes de cadáveres, órganos y fluidos que en muchas ocasiones obtiene sin permiso de las morgues con el objetivo de romper los tabúes, como la mayoría de sus obras.

teresa-margolles1

Su obra más famosa es la lengua del cadáver de un punk, la cual obtuvo después de intercambiarla por el dinero necesario para pagar el funeral de dicho joven. En otra de sus obras utilizó los restos de fetos y cuerpos de caballos para explorar las fallas sociales mexicanas. También ha hecho moldes con cadáveres y por si fuera poco, ha llevado tambos metálicos a los anfiteatros para recolectar los desechos humanos, utilizado el agua con la que se lavó a los cadáveres como vapor, como burbujas o haciendo objetos de cemento que también expone.


5.  Honore Fragonard

Fue uno de los artistas franceses más pohibidos del Siglo XVII, y razones para eso hay varias. la pincpal es que todo su arte consistía en recoletcar cadáveres para convertirlos en esculturas siniestras.

honore-fragonard-arte-con-cadaveres-esculturas

Fragonard adquiría los cuerpos de ejecuciones, escuelas de medicina y tumbas frescas que después embalsamaba con un método bastante complicado: él inyectaba el fluido a los cadáveres, los diseccionaba y después volvía a colocar todo nuevamente pero de distinta manera. En algunas ocasiones, combinaba partes de humanos y animales. Menos mal que después pintaba sus creaciones para mantenerlas lejos a los gusanos. La higiene parecía ser un tema importante para él.

honore-fragonard-arte-con-cadaveres

Se dice que el artista hizo más de 700 creaciones , de las cuales hoy perduran 21, entre las que se encuentran un hombre que monta a un caballo que originalmente estaba rodeado de una armada de fetos humanos que montaban sobre fetos de ovejas, y de un grupo de monos que aplauden.

¿Quién no ha soñado algo parecido alguna vez?


Joseph Beuys

Este curioso artista alemán se hizo un nombre propio cuando a mediados de los años 60’s realizó la performance Cómo explicar los cuadros a una liebre muerta, donde el autor se  miel y pan de oro en la cabeza y le hablaba sobre sus obra a una liebre muerta que tenía entre sus brazos.

joseph-beuys

Lo que pretendía Beuys era asumir el papel de un chamán con potestad de curar y salvar a una sociedad que él consideraba muerta. Mmmm interesante, pero ¿qué culpa tiene la pobre liebre?

Arte le dicen ahora.

Puede interesarte