Es momento de que todas las mujeres sepan acerca de los efectos secundarios que pueden experimentar a la hora de parir.

Allie despertó al escuchar un fuerte llanto. Cuando se dio cuenta que aquello que posaba sobre su pecho era un bebé, se horrorizó y lo entregó inmediatamente a su esposo, quiene estaba al lado de su cama. Pensó que era una pesadilla y que había una forma de salir de esa desconocida habitación, dejando atrás aquél bebé que no tenía idea de dónde había salido. 

Estaba en la habitación del hospital en donde había estado intentando dar a luz, sin éxito, por más de 24 horas.

fotos-de-bebes-recien-nacidos-600x398-2
istock

Lo que estaba sucediendo con Allie, la nueva mamá, es que estaba sufriendo alucinaciones postparto debido a la gran cantidad de medicamentos que le habían sido suministrados durante el proceso. Aquél es un escenario típico, y más común de lo que se piensa, después de dar a la luz a su bebé.

lactancia-materna-beneficia-a-madre-e-hijo-2013085083619-12fb7fca6a829d2a782549ea18bd17bb-2
istock

El médico Aidan O’Donnell, anestesista obstetra jefe del hospital Waikato, en Nueva Zelanda, informa que las alucinaciones y los delirios bajo estas condiciones, ciertamente son muy raros, pero llegan a suceder. Y aún son menos probables si el medicamento es suministrado por control, a través de un gotero.

La realidad, en los hospitales intentan acertar con las dosis generosas, pero no siempre lo logran.

newborn-bebe-recien-nacido-2
istock

Aquellas mujeres que han consumido drogas alucinógenas anteriormente, podrían  tener mayores probabilidades de experimentar delirios postparto. Ellos no deben ser confundidos con los efectos secundarios, como náuseas, picazón y estreñimiento, sino que deben ser tratados con delicadeza.

Además de los severos síntomas y delirios, las mamás pueden desconocer a sus bebés.

las-primeras-horas-del-bebe-recien-nacido-2
istock

Fue exactamente lo que Allie vivió al día siguiente del nacimiento de su hijo. Veía a su bebé recién nacido que era como ver a una señora frente a ella. Después miró que en las paredes pasaban desfiles de hormigas de colores y había gente bailando a su alrededor, como si de una fiesta de tratara. Por supuesto, se trataba de un episodio de alucinaciones. 

Esta experiencia puede ser perturbadora para una mamá primeriza que no pueda controlar los efectos de la anestesia.

ninos-llanto-01-a-2
istock

Los motivos son casi siempre físicos, provocados por los medicamentos, pero las pacientes pueden llegar a preocuparse mucho debido a que piensan que están enloqueciendo. Sin embargo, algunos médicos afirman que las experiencias disociativas postparto, no siempre se relacionan a los fármacos, sino que se les atribuye a un estado de conmoción.

original-2
istock

La idea de amar a un ser, a su bebé, cuando su cuerpo estuvo sometido a horas de intenso trabajo parto, es imposible para las madres que son víctimas de este shock. Incluso algunas llegan a negarlo y a aceptarlo sólo cuando lo ven y creen que tiene forma de un objeto preciado. Es como si lo desconocieran  y se olvidaran de cuánto cariño tuvieron durante la espera. 

Si algo no sale como fue planeado, la confusión de las mujeres agranda el trauma, paralelamente a la preocupación por tener un parto “natural”.

www-embarazo-online-com_-2
istock

Es momento de que todas las mujeres sepan acerca de los efectos secundarios que pueden experimentar a la hora de parir.

Puede interesarte