Por Teresa Hechem
2 abril, 2015

Viajar liviano, pero sin olvidar lo necesario.

Empacar no es un tema fácil y menos si solo podemos llevar una maleta de mano. Muchas veces pensamos en todas las condiciones meteorológicas que nos pueden tocar e incluimos cada vez más prendas. Y para qué decir cuando debemos asistir a eventos más elegantes. ¡O hacer deporte! La lista crece y crece. Aquí te enseñamos cómo llevar todo lo que quieras, sin parecer distribuidor de enseres:

httpv://youtu.be/1gF_ibGhrlU

Puede interesarte