Por Bárbara Samaniego
23 abril, 2015

Y convierten su fiesta de cumpleaños en el día más memorable de todos. 

La familia Moretter vive en Shakopee, Minnesota. La mejor de sus hijas, Mackenzie, cumplió 10 años el sábado recién pasado:

084c9a6d-cd67-4450-9c91-1b2af1f46ae8.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Cuando tenía un año de edad, Mackenzie fue diagnosticada con el síndrome de Sotos; un trastorno genético que provoca retrasos en el desarrollo y en el habla, además de problemas de aprendizaje. Esto ha vuelto muy complicada la interacción con el resto de sus compañeros de clase. Entonces, cuando su madre se dio cuenta de que ninguno de ellos asistiría a la fiesta de cumpleaños que habían organizado, decidió tomar el asunto en sus propias manos…

Invitó a diferentes extraños a través de Facebook:

Mamás: Les escribo porque tengo una hermosa hija llamada Mackenzie que acaba de cumplir 10 años. Invitamos a sus compañeros de clase a una fiesta pero la mayoría ha cancelado o no ha contestado en absoluto. Mi hija tiene síndrome de Sotos, lo que ha hecho casi imposible que interactúe con otros chicos. Como madre, es desgarrador, porque queremos que nuestros hijos sean felices. Para las madres que tengan hijas entre 9-11 años de edad, las invito a venir a una fiesta de cumpleaños, mañana a las 11 am. No tienen que traer regalos ni quedarse mucho tiempo; simplemente pasar por aquí y desearle un feliz cumpleaños. Ella estaría tan sorprendidos y emocionada! Si estás interesada, por favor envíame un mensaje y te daré mi dirección. Gracias a todos por leer el deseo de una madre!

Y el mensaje se volvió viral en segundos. La familia recibió muchísimo apoyo de parte de completos desconocidos:

ff73b4ac-8b3e-442b-b0fd-781448f9fb7b.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Fiesta de cumpleaños de Mackenzie: 

¡Será el mejor día de todos! Mackenzie está súper emocionada por conocerlos. Como mamá, estoy sobrecogida por la emoción, mi corazón se conmueve por tantas historias similares a la mía, por personas que se han propuesto felicitarla en su día. Nunca podré agradecerles suficiente por su amabilidad… Probablemente no recuerde sus nombres… pero créanme que estoy realmente agradecida y me siento bendecida por el cariño que le han demostrado a mi hija…

Y entonces, con la ayuda de todos, el cumpleaños de la chica fue realmente uno de los más emocionantes de todos:

5f6c26dc-ae75-44f5-97c9-dc596a467e06.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Compartió con diferentes chicos:

280f7687-17ad-4864-89f5-1e9ac003c937.quality_lighter.resize_640x.inline_yes 6894a886-6f7c-4a8c-b02a-fde8f8d65756.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Disfrutó con su torta de «Frozen»…

f8052935-4772-4136-9ce4-791e2aa711d5.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

¡Y pudo conocer a Elsa!

 

c447e2df-7f2e-4e5d-8eca-741b4855e589.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Recibió muchísimos regalos:

32971cb6-b013-4e74-80d7-4adf2793a7e6.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Y disfrutó cómo nunca antes:

15eca04c-fdf8-4f18-96da-ad2d0bc8d7c6.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

Y la verdad… ¡Esa sonrisa lo vale todo!

cc4fc902-7186-4e2b-9f58-47b7cd08b5cc.quality_lighter.resize_640x.inline_yes

La madre de Mackenzie expresó su gratitud en un post en Facebook, donde además de mostrarse agradecida y conmovida, habló sobre la importancia de la tolerancia y el amor.

Puede interesarte