Por Elena Cortés
29 junio, 2016

“Aunque quería pedir una rica hamburguesa, decidí ser fuerte y terminé comiendo una potente ensalada de atún”.

728-elena-1
UPSOCL

Hola, de nuevo. Sí, de nuevo Elena haciendo sus locuras y plasmándolas por acá para compartirla con ustedes, nuestros queridos lectores. Esta vez decidí intentar comer como Kim Kardashian. Pero, ¿Elena por qué ella, por qué no eres más original y haces otras cosas?, dirán algunos. La respuesta es simple: soy una jovencita curiosa y eso me lleva a hacer lo que, básicamente, me da la gana. ¿Los maree? Aún no, espérense… viene la confesión: me costó comer como Kim pero no porque este obsesionada por comer siempre McDonalds o algo por el estilo, simplemente porque soy un poco floja y aunque una ensalada sea muy rica, la sabrosura de unas buenas papas y un llamativo bistec, siempre han estado en mi menú, sin dejar de lado la tentación de comer un chocolate durante el día.

Cuando comencé a investigar un poco sobre los hábitos alimenticios de la siempre polémica Kim Kardashian, encontré que no era tan terrible como lo supuse al inicio. Digo, pensé que moriría de hambre y comería sólo un pedazo de lechuga al día, así que gracias a la nutricionista de Kim… ¡DE LA QUE ME SALVE! Pero, sin más rollo literal, pasemos a lo que nos interesa en esta nota:

Colette Heimowitz, la nutrcionista de Kim, contó a Cosmopolitan algunos detalles de la dieta de 1.800 calorías que mantiene la celebridad para seguir siempre en perfecto estado físico y con mucha energía para “cumplir sus roles de madre, empresaria y esposa, todo a la vez”.


728-elena-2

Para comenzar el día un omelette de huevo calza perfecto.

FullSizeRender 2
UPSOCL

Aunque me cueste a veces hacerme un rico desayuno por las mañanas, porque salgo apurada al trabajo, esta vez me levante tempranito y preparé el omellete. Yo creo que me quedó muy rico, al menos mi novio se lo comió sin ningún problema.


 

728-elena-3
UPSOCL

Las opciones eran: frutas(de preferencia manzana), barras de frutas y frutos secos, hummus con vegetales o yogurt griego con berries.

PicMonkey Collage
UPSOCL

Aproveche en comer mi snack durante el día en el trabajo. Escogí el yogurt griego con berries, porque no me gustan las barras de frutas.


 

728-elena-4
UPSOCL

Pollo a la plancha con calabaza o una ensalada de atún.

IMG-20160628-WA0001 2
UPSOCL

 Aunque un pollo a la plancha sea muy fácil de preparar, decidí ir con la ensalada. Adoro la combinación de atún y lechuga. ¿Por qué? No tengo idea, sólo sé que mi paladar lo disfruta mucho.


 

728-elena-5
UPSOCL

Una porción de arroz integral, quinoa o patatas dulces. A medida que vas perdiendo peso puedes comer un poco más de carbohidratos porque ya no te quedan tantos kilos por bajar.

FullSizeRender (1) 2
UPSOCL

(Arroz con tofu y pan integral) Tengo una amiga cercana que es chef. Le conté lo que estaba haciendo e instantáneamente me dijo: ‘Ven, yo te cocino y te decoro el plato, como para una foto decente Elena’. Así que no perdí la oportunidad y debo admitir que la foto salió tan linda que me daba penita comer, pero en unos segundos se me pasó y como dicen “estómago lleno… corazón contento”.


Al día siguiente, tenía una cena “romántica” con mi novio.

13133132_10156912827145013_1482424394032307989_n 2
UPSOCL

En realidad, íbamos a ir a comer unas hamburguesas muy, muy ricas, pero, recordé que estaba tratando de comer como Kim Kardashian y aunque estoy segura que también se comerá una Cajita Feliz de vez en cuando, decidí ser más fuerte y me pedí mi ensalada de atún. (Ven, me veo feliz … ¿o no?)

Y, para un cierre perfecto:

1458496_609340709147719_235492973_n 2

De repente exagere un poquito, pero quería cerrar con un snack potente de frutas… ¡Compartido, obviamente!


 

728-elena-6

Esta dieta de 1800 calorías no está tan difícil de hacer. Los ingredientes son fáciles de conseguir y si no encuentras uno en específico siempre puedes buscar un variante. En lo personal, con lo que más me quedo son con las ensaladas. En las mañanas a veces salgo apurada y no siempre podría prepararme omelettes. En cuanto a los snacks, fue mi parte preferida. ¿Podría hacer esto por más de uno o dos días? Yo creo que si organizo más mi tiempo, probablemente sí. Al final, lo único demandante es la fuerza de voluntad y el tiempo para hacerlo.

Ahora les toca a ustedes … ¿quién quiere intentarlo?

Puede interesarte