Por Alvaro Valenzuela
11 abril, 2016

Puede ser remolcada por una bicicleta debido a su ligereza y tiene un costo muy bajo.

Paul Elkins se ha dedicado a viajar de una manera muy peculiar. Sólo utiliza su bicicleta y una pequeña casa rodante acoplada a ella. Ha sido desde joven un fanático del camping y ha tenido muchas ideas para recorrer Estados Unidos. Algunas tan excéntricas que para algunos pueden parecer una locura… aunque hay que reconocerle que ha logrado hacerlo de la forma muy ahorrativa.

Esta última casa rodante posee casi todo lo que se puede ver en una casa pero en un espacio increíblemente más pequeño. Cocina, despensa, un pequeño lugar para guardar la ropa, estanterías, reproductor de música, iluminación LED, tragaluz e incluso está aislada para el invierno y las lluvias. Lo más increíble de todo es que sólo pesa 27 kilos y su costo no supera los 150 dólares. Sus materiales los puedes encontrar en cualquier ferretería o tienda de materiales de construcción.

«Esto muestra las posibilidad de una nueva manera de moverse, viajar o vivir. No tienes que pagar el seguro de un automóvil, los pagos de seguros de hogar… Para las personas que no pueden permitirse una camioneta o construir una casa remolque, tal vez sólo podrían hacer esto y viajar. Para las personas que son aventureras y no les importa tirar un poco de peso y tomarse su tiempo viajando esta creo que sería una forma divertida de hacerlo».

-Paul Elkins-

La pequeña casa rodante es posible remolcarla con una bicicleta pues es muy liviana:

¡Incluso cuenta con una cocina!

Y obviamente puedes echarte a descansar, leer o escuchar música cómodamente y mirando increíbles paisajes

Mira todos los detalles de este increíble proyecto en este video:

httpv://vimeo.com/162540418

Puede interesarte