Por Irene Cereceda
19 octubre, 2016

«Real y sin maquillaje».

En el último año hemos sabido de casos realmente terribles de violencia contra mujeres quienes han sido brutalmente golpeadas, violadas y asesinadas. Un tema que en Latinoamérica cada vez es más latente y que tiene a la ciudadanía alzando la voz con diversas campañas como la de  para concientizar a la sociedad que, aun cuando se hace llamar moderna, todavía no tiene arraigada el respeto hacia la mujer.

En Argentina nació esta popular campaña que se ha ido expandiendo por todo Latinoamérica organizando marchas para terminar contra la violencia contra las mujeres. Los temas de violencia han sido abordados por la prensa, pero muchos reclaman que deberían hacerlo de una manera más explícita.

Y así fue como un periódico de Perú decidió ser realista y con una cruda portada abordar el tema de la violencia de las mujeres con el testimonio de Lady Guillén, una mujer que fue brutalmente golpeada por su pareja, pero no encontró justicia en su país ya que su novio fue puesto en libertad.

La portada muestra la fotografía del rostro de esta chica claramente dañado por los golpes que recibió y con el titular NI UNA MENOS.

A pesar que esta portada salió en julio, hoy nuevamente está haciendo noticia… ¿la razón? En los últimos días en países como Argentina y Chile volvió a causar revuelo la campaña , tras los asesinatos de una argentina en Mar de Plata, quien fue violada y empalada; una pequeña de 10 años en Chile, asesinada por su padrastro y dos femicidios en la ciudad de Puerto Montt de este último país.

El perfil de Twitter que compartió la imagen escribió: «El periódico que mañana lleve como titular en su portada «Ni una Menos» se anotará un poroto. En Perú la hicieron…¿por qué acá no?

Este Tweet empezó a causar bastante popularidad y la gente empezó a compartir a elogiar la portada en la red social, tratando incluso de impulsar a la prensa en su país para que siga el ejemplo.

A pesar que la imagen puede ser muy cruda o brutal, es una realidad que está sucediendo y de la que no debemos hacer caso omiso. Independiente, si los medios la replican o no lo que hay que tener en cuenta es que la violencia contra las mujeres, al parecer, no está disminuyendo, sino que aumentando y de nosotros, las nuevas generaciones, depende terminar con este problema.

Como mujeres debemos dejar de criar hijos machistas y respetarnos entre nuestro género. Y los hombres deben dejar de mirar a la mujer como un objeto o seres inferiores y comenzar a respetarla realmente.

¿Qué te pareció la portada de este periódico?

Puede interesarte