Por César Ruiz
18 marzo, 2016

“Sólo nos toma 15 minutos y ha demostrado que mejora su salud, estado físico y concentración en las clases”.

En el colegio St. Ninians, en Stirling, Escocia tanto alumnos como profesores han adoptado una innovadora medida y que ya se convirtió en hábito para mejorar la salud, el estado de ánimo e incluso la concentración de los estudiantes. Es sencillo y sólo les quita unos cuantos minutos de su día: correr una milla o 1.6 kilómetros al día.

SWNS
SWNS

No tienen un horario especial, los maestros deciden que momento es el más adecuado y llevan a los niños hasta un circuito especialmente construido, donde realizan la carrera. Lo único que los detiene es la lluvia o la nieve.

“Sólo nos toma 15 minutos y ha demostrado que mejora su salud, estado físico y concentración en las clases”.

Elaine Wyllie, directora del colegio, al diario Daily Mail

Splash News
Splash News

La original iniciativa fue pensada en un principio para combatir la obesidad que afecta a un gran número de niños británicos, pero se ha demostrado que también ha aportado otros beneficios.

La medida ha sido tan exitosa que varias otras escuelas del Reino Unido la han replicado. Se espera que pronto sea implementada a nivel nacional.

Splash News
Splash News

Para ello, investigadores de la Universidad de Stirling se encuentran realizando un estudio para determinar los beneficios que tiene el correr 1,6 km todos los días.

“Los niños (en St. Ninians) no tienen problemas de obesidad, parecen ser más felices y sus profesores aseguran que aprenden más rápido las lecciones, por lo que diseñamos un estudio que evaluará todo eso.

“Existe mucha evidencia anecdótica sobre los beneficios, pero aún no tenemos datos científicos”.

 –Colin Moran, líder de la investigación-

Splash News
Splash News

La directora del colegio destaca dos de los principales factores por lo que esta medida puede replicarse en cualquier parte del mundo: Es fácil y gratis. 

“Pensar en los niños de todo el país corriendo todos los días por algo que hemos hecho es fenomenal”

-Wyllie-

Lo más importante es que los niños realmente lo disfrutan. Regresan con sus ojos brillantes y mejillas rosadas… Da alegría verlos”, indicó la directiva.

Los resultados de esta investigación se esperan para junio de este año.

SWNS
SWNS

Puede interesarte