Por María Gana
3 febrero, 2015

Para algunos, la voz de un ser querido puede convertirse en el sonido más anhelado.

Stan Beaton guardó por 14 años un mensaje de voz grabado por su esposa, para recordar su voz después de su muerte. Eso hasta que una actualización de su línea de teléfono lo eliminó sin dejar rastros. El mensaje no contenía palabras cariñosas, era un simple mensaje del contestador, pero era, también, el único registro que este hombre tenía de la voz de su querida esposa. Devastado, acudió a las oficinas de Virgin Media, quienes sorprendentemente familiarizaron con su causa. Un grupo de ingenieros trabajó para recuperar el mensaje borrado, y esta fue la conmovedora reacción del hombre:

httpv://youtu.be/z0smHXY2g_Q

«Es un sonido realmente impresionante, que creí perdido para siempre». La emotiva respuesta de Beaton hizo que Virgin Media incluso le enviara un CD con la grabación. Sabemos que este simple gesto lo debe haber hecho extremadamente feliz.

Original

Puede interesarte