Por Ignacio Rojas
7 marzo, 2015

Está claro que esta no era la reacción que ellos esperaban.

J.D. Boyd es un policía fuera de la común. Y aunque no muchos harían lo que él hizo, es agradable saber que, algunas a veces y en algunos lugares del mundo, existe gente dispuesta a hacer cosas como estas. No está siguiendo las normas, pero tampoco está rompiendo la ley:

[jwplayer player=»1″ mediaid=»72543″]

Original

Puede interesarte