Por Ignacia Godoy
12 septiembre, 2016

“Escuché la madera crujir sobre mí. Miré a mi amigo y pensé: esto no puede estar pasando… Había tanto caos y sangre”.

En la noche del sábado, en la Universidad Trinity de Connecticut, se registró un terrible accidente resultado de una fiesta universitaria. Muchas veces vemos cómo los festejos, sobre todo en las facultades de Estados Unidos, son realmente desatados. Pero la verdad, es que este desastre no fue culpa del alcohol o de cualquier sustancia que pudo haber sido ingerida durante la noche.

La tragedia comenzó en la fiesta de bienvenida de la fraternidad Kappa Sigma, luego del primer fin de semana de la vuelta a clases. Cerca de las 11 pm, se escuchó un crujido, y fue cuando uno de los balcones del tercer piso de la casa en la que se estaba realizando la fiesta, comenzó a colapsar. Este cayó sobre la segunda terraza y esta sobre la última del primer piso. Como un efecto dominó.

Deputy Police Chief Brian Foley
Deputy Police Chief Brian Foley

“Escuché la madera crujir sobre mi. Miré a mi amigo y pensé: esto no puede estar pasando. Solo grité, no había nada que pudiera hacer, no podíamos salir, estábamos atrapados. Fue una experiencia terrible. Había tanto caos y sangre”

-Julianna Leone, estudiante de Trinity presente en el accidente a EliteDaily

Testigos del desastre en la casa de más de 90 años que se derrumbó, dijeron haber visto cerca de 50 personas en el balcón del tercer piso esa noche.

Deputy Police Chief Brian Foley
Deputy Police Chief Brian Foley

Esta estructura era muy vieja y no muy estable. Y cuando tienes 50 o 60 chicos festejando ahí, obviamente es una situación muy peligrosa.”

-Raúl Ortiz, jefe del departamento de bomberos a EliteDaily

Deputy Police Chief Brian Foley
Deputy Police Chief Brian Foley

El desastre dejó más de 30 personas damnificadas, y algunos terminaron en el hospital con heridas como huesos rotos o contusiones, que hasta ahora, no se consideran graves.

Deputy Police Chief Brian Foley
Deputy Police Chief Brian Foley

“Tuvimos suerte que no hubiera muertos ni ningún herido crítico de algo que pudo haber sido un accidente verdaderamente trágico”

-Policía Luke Bronin a EliteDaily

Deputy Police Chief Brian Foley
Deputy Police Chief Brian Foley

Fue una catástrofe, realmente, pero agradecemos que no murió nadie y esperamos que las políticas universitarias en cuanto a la infraestructura de los campus, sean más estricta, para que no se repitan más historias como esta.

Puede interesarte