Por Francisco Armanet
13 septiembre, 2016

Una historia de superación inigualable.

Steve Alexy ha conocido dos caras muy distintas de una misma moneda. El día que nació, hace ya 41 años, su madre supo que las cosas no serían fáciles. El doctor lo examinó y la noticia quedó en el aire. “Parálisis Cerebral”, le dijeron a la mujer que sostenía al pequeño bebé en sus brazos. Desde ese día, Steve comenzó a escribir una historia de lágrimas, esfuerzo y mucha dedicación.  

Si bien existen distintos tipos de parálisis cerebral, la de Steve tiene comprometida su capacidad motora, su audición, el pensamiento y varias otras funciones del sistema nervioso central. Todas esas limitaciones podrían haber eliminado cualquier posibilidad de cumplir sus sueños, sin embargo, Steve no estuvo de acuerdo con que el destino lo determinara y comenzó a luchar diariamente para conseguir su mayor anhelo; ser físicoculturista. Pasó días, semanas y hasta años entrenando lo más que podía y, de la mano de su entrenador personal  Chris Lovelette, se exigió cada vez un poco más. Si no podía realizar un ejercicio porque su capacidad motriz se lo impedía, entonces probaba con otro. Si había una instrucción que no le entendía a su entrenador, entonces pedía por favor que se la repitiera. Y así, con una fórmula de perseverancia y esfuerzo, comenzó a ver resultados satisfactorios.

Pilot Online
Pilot Online

Un día, entonces, Steve se enteró de que una organización llevaba a cabo una competencia de físicoculturismo. Se llama OCB Natural Bodyz Beach Classic y se realizaba en el centro de Norfolk’s Kroc.

Entusiasmado por la idea de participar, lo conversó inmediatamente con Chris, su entrenador. En cosa de segundos y sin pensarlo dos veces, la decisión estaba tomada; Steve concursaría.

Se sentía preparado y, a pesar de sus limitaciones, el hombre de 41 siempre supo que el sólo hecho de participar ya era una gran noticia.

Espero ansioso y entrenó duro hasta que el día de la competencia llegó.

Acompañado de su entrenador, Steve se paseaba entre todo el resto de los concursantes. Era primera vez que hacía algo así, sin embargo, no estaba nervioso.

Las luces iluminaban el lugar y los flashes de las cámaras encandilaban a todos los competidores. Steve, al igual que todo el resto, se paró frente al jurado e hizo su rutina de fisicoculturismo que duro poco más de un minuto. Luego agradeció a todos y volvió a su lugar.

Facebook / Simplyshredded
Facebook / Simplyshredded

Todo estaba logrado. Steve había participado en su primer competencia y eso tenía un valor incalculable para él. Pero algo faltaba…

De pronto, una voz se escuchó en medio de la sala. Estaban anunciado a los ganadores.

Increíblemente para él, Steve había obtenido el primer lugar.

La gente alrededor lloraba de la emoción y tanto Steve como Chris estaban impactados.

-¡Ganaste! -Le dijo el entrenador a Steve en medio de la euforia.

-No… -Contestó Steve. -¡Ganamos los dos!

Pilot Online
Pilot Online

Juntos, entrenador y pupilo, se fotografiaron y Steve dijo algunas palabras.

“Nunca esperé ganar”, dijo. “Esto es increíble”.

¿Qué te pareció el caso de Steve Alexy y su entrenador Chris Lovelette?

 

 

Puede interesarte