Por Alvaro Valenzuela
9 agosto, 2016

Parece un niño haciendo un berrinche.

Se disputaban las semifinales de la prueba de 200 metros de estilo mariposa en Río 2016 y se enfrentaban los mejores nadadores del mundo, entre los que destacaban el estadounidense Michael Phelps, máximo ganador de la historia de los Juegos Olímpicos, y el sudafricano Chad Le Clos, ganador del oro en esta especialidad en las últimos Juegos de Londres en 2012. Se esperaba un duelo de alto impacto.

Pero lo más polémico de la tarde no estuvo en la piscina olímpica sino que en los camarines mientras los deportistas se preparaban para la carrera.

Las cámaras captaron cómo Le Clos hacía su preparación tipo boxeo: moviéndose, dando pasitos de baile y al mismo tiempo lanzando golpes. Mientras tanto, Phelps que estaba sentado a un lado, lo miraba.

snapshot_20160808_211332 2
NBC

Fulminó a su rival con una cara de odio que parece la de un niño haciendo berrinches.

snapshot_20160808_211632 2
NBC

Llega a ser muy divertida. ¡Todo un acierto de las cámaras!

La animosidad entre estos dos deportistas viene desde Londres 2012 cuando Le Clos le arrebató el oro por escasos metros a Phelps en la prueba de mariposa. Se notaba que «el tiburón» no aprobaba la rutina de su rival, incluso en un momento puso sus ojos en blanco. Finalmente ambos clasificaron a las finales: Phelps en segundo lugar y Le Clos en tercero.

zoom 2
NBC

Después de la carrera Rowdy Gaines, comentarista del canal NBC dijo: «Eso fue un poco de nado enojado», y su colega Michelle Tafoya luego de la competencia le preguntó a Phelps por la rutina previa de Le Clos. «Él hace lo suyo y yo lo mío», respondió secamente el tiburón evitando cualquier polémica.

¿Qué te pareció su reacción?

Puede interesarte