Por Teresa Hechem
13 noviembre, 2015

Un truco muy efectivo.

Los apéndices cutáneos son pequeños crecimientos no cancerosos que aparecen en la superficie de la piel. Normalmente se encuentran en el cuello, piernas, nalgas o axilas, o donde sea que la piel se pliegue. Pese a que no causan ninguna incomodidad, a muchas personas les molesta estéticamente. Las buenas noticias es que no necesitas ir a un médico para quitártelos porque existe un remedio casero muy efectivo:

httpv://youtu.be/Zkwi1KBUvCE

Antes de probar este truco, es MUY IMPORTANTE que te asegures con un médico de que tus apéndices cutáneos son benignos.

Captura-de-pantalla-2015-11-11-a-las-17.31.23
Robin Carroll

Una opción es frotarlos con alcohol o peróxido. Y la otra manera es verter vinagre sobre un algodón y luego frotarlo sobre el apéndice cutáneo:

Debes hacerlo 2 a 3 veces por día todos los días, por una semana o más:

Captura-de-pantalla-2015-11-11-a-las-17.28.48
Phyllis Barber

Y comenzarás a ver que el apéndice cutáneo cambia de color. Se oscurecerá, quedará negro y eventualmente se caerá.

¡Inténtalo!

Puede interesarte