Por Alvaro Valenzuela
20 octubre, 2016

“Esposas y madres, si quieren que su pareja entienda lo que se siente, convenzan a sus maridos de hacer un viaje sin ustedes”.

Cuando Stefen Chow, un famoso fotógrafo malayo radicado en Pekín, China, tuvo una semana de vacaciones y decidió dedicarla de lleno a su pequeña hija de dos años. Pero en vez de quedarse en casa con ella y jugar como harían muchos padres, decidió planear un viaje inolvidable junto a la pequeña. Finalmente terminaría aprendiendo una lección muy importante.

Aunque la niña tenía sólo dos años, Stefan decidió que debía aprender algo nuevo del mundo. Y la mejor forma de que pudiera hacerlo era que tuviera la oportunidad de ver el mundo con sus propios ojos. La niña ya era muy curiosa y había demostrado tener interés en todo lo que la rodeaba.

La pareja de Chow y madre de la niña no pudo acompañarlos porque tenía que trabajar. Para algunos podía resultar una aventura curiosa y peligrosa, sin embargo todo resultó de maravilla. Según relató el fotógrafo en Upworthy, el viaje fue uno de los mejores de su vida.

7179910-5-223af0dd95c846bf23fb2bcd774ffc53-1476277667-650-5ef60a575c-1476690186-2
Stefen Chow

Durante sus mini aventuras, Stefen mantuvo tres reglas:

En primer lugar, reservó habitaciones de hotel por no más de un día para permitirse maniobras espontáneas. En segundo, se mantuvo alejado de las grandes ciudades y las rutas clásicas de turistas para pasar la mayor cantidad del tiempo posible con su hija y finalmente dejó que la pequeña tomara decisiones e influyera en el transcurso del viaje.

El padre y su hija anduvieron en bicicleta por la cosa este de Taiwan, estuvieron con animales de una granja, se subieron a un bote pesquero, tomaron trenes a deshora, subieron cerros, se protegieron de tormenta. Pura diversión.

735-1c95690e45bd2a729c62e16ee27d1aaf-2
Stefen Chow

Pero además del maravilloso tiempo que pasaron juntos, el viaje dio Stefen algo muy importante, una experiencia que será útil para todos los padres. Estas fueron las lecciones que obtuvo:

1. Los niños tienen una gran habilidad para comunicarse

735-c572ffa9b53cfcd993b37faa27cd06bf-2
Stefen Chow

Los niños pequeños son mucho más inteligentes y entienden mucho más de lo que la gente cree. Además son muy empáticos. Por eso fue que Chow llegó a la conclusión de que es mucho más simple y mejor comunicarse con un niño en un lenguaje de “adulto”. Cuando el padre y su hija se dieron cuenta que eran un equipo y dependían el uno del otro, se ayudaron mutuamente a enfrentar cada obstáculo que surgió en el viaje.


2. La mayoría de los temores son infundados

735-aa588b9e85ad7b06a31bd32fd0374823-2
Stefen Chow

Cuando Chow mencionó su idea muchos amigos y familiares comenzaron a cuestionarlo. Obviamente no era fácil y muchos de los temores tenían fundamentos válidos, pero según el fotógrafo a veces es bueno sacar a los niños de esa cultura de la sobreprotección y miedo. “El problema es que tenemos que tener de fe para tener experiencias de vida interesantes. (¡Siempre y cuando haya supervisión de un adulto!)”, escribe Chow.


3. Uno no debe poner los deseos de los niños por sobre todo

735-258e4e699320caa44088092a23ee740a-2
Stefen Chow

En Asia, y el mundo en general, hay una tendencia a sacrificarlo todo por el bien de los niños. Sin embargo como resultado de este cuidado excesivo muchos niños se han vuelto muy malcriados a una corta edad. Stefen escribe que no puede aguantar ver niños de 3 a 5 años ser irrespetuosos con sus padres o abuelos. Él ha querido evitar que su hija se comporte así. “Llevándola a diferentes entornos y experimentar las diferentes facetas que Taiwan tenía que ofrecer, rápidamente aprendió a adaptarse a nuestra clase de mundo”.


4. Ser padre es una experiencia increíble

735-2f13fe395446aa8da725da98300a05e7
Stefen Chow

Chow admitió que, aunque siempre ha apoyado a su esposa, nunca nunca había tenido la oportunidad de experimentar a tiempo completo lo que una madre enfrenta cada día. Como muchos niños, su hija usualmente quiere pasar tiempo con su madre. En el viaje Stefen finalmente se dio cuenta lo que significa ser papá.


5. Uno tiene que apreciar más a su pareja

7179960-735-fd77715c4f7011288d09320629e14a87-1476276969-650-5ef60a575c-1476690186-2
Stefen Chow

El fotógrafo aún no puede entender como las mamás enfrentan la rutina diaria y ahora dice admirarlas aún más. “Esposas y madres, si quieren que su pareja entienda lo que se siente, convenzan a sus maridos de hacer un viaje sin ustedes”, escribe. Finalmente llega a la conclusión de que muchos hombres no tienen mucha experiencia a la hora de cuidar a un niño, pero que si pasaran más tiempo con ellos aprenderían a entenderlos tan bien como las madres.


6. Los viajes logran crear amistades que durarán toda una vida

735-c1f45292d0a8c84f6afdb6222856f7c3
Stefen Chow

Stefen y su hija tenían una gran relación antes de su pequeña aventura pero después de ella se apreciaban mucho más aún. Ahora comparten memorias y experiencias que los unen más. Y lo mejor de todo es que según dice Stefen la mamá esta muy de acuerdo.

¿Te atreverías a hacer algo así con tus hijos?

Puede interesarte