Existía menos de una posibilidad entre 1.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000, ¡y él lo grabó todo!

Una posibilidad en un sextillón. Admito que ni siquiera sabía que ese número existía, y que -erróneamente- primero pensé que se trataba de la forma abreviada de seis millones. Pero no: un sextillón es un 1 con 36 ceros a su derecha.  Y la posibilidad de que doce huevos tengan -seguidos- todos doble yema en su interior es menor a una versus ese número.

Una posibilidad entre 1.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000. Estos sí que son “huevos de la suerte”.

Tom Tosetti, el chico de la foto principal, no sabía que sería el protagonista de un hecho que desafía a la matemática. Él sólo quería hacer huevos revueltos. 

El joven de 17 años estaba con su mamá cuando comenzaron a abrir los huevos para ponerlos a freír.

Curiosamente, una tras otro los cascarones dejaban caer yemas dobles. Cuando el séptimo huevo seguido trajo esa sorpresa, decidieron comenzar a grabar.

httpv://youtu.be/w96WuuSPP34

De los cinco huevos restantes en la caja, obtuvieron 10 yemas. ¡Doce huevos con doble yema seguidos!

“Definitivamente vamos a comprar unos tickets de lotería”.

-Tom Tosetti-

Tom es estudiante de física y matemática, y vive con su mamá en Londres. Dice que ambos consumen cerca de doce huevos a la semana, pero nunca les había ocurrido algo similar.

Mientras, la web británica Metro.Co.Uk indica que la posibilidad de que doce huevos seguidos contengan yema doble es de una entre un sextillón.

E incluso, el medio especula que el hecho podría ser más infrecuente dependiendo de las prácticas de las compañías productoras de huevos.

Por otro lado, hay empresas que se dedican a vender exclusivamente huevos con doble yema. Es el caso de la compañía M&S, que de acuerdo al medio The Guardian revisa los huevos ante una luz potente para identificar cuáles tienen doble yema y venderlos por separado.

Respecto a esta increíble coincidencia, el año 2010 se produjo un caso similar en Reino Unido, aunque la “afortunada” solo obtuvo seis huevos con doble yema consecutivos.

En ese momento el Daily Mail especuló que la coincidencia se habría producido por la forma en que los huevos se distribuyen al interior de las productoras, proceso a través del cual son ordenados por tamaño y peso. Basándose en eso, teorizan con que los huevos de doble yema pesarían más y, por ende, quedarían frecuentemente agrupados.

Puede interesarte