Por Vicente Quijada
8 junio, 2018

No todos están contentos con la inclusión del capitán peruano en el Mundial de Rusia, gracias a la suspensión de su sanción por dopaje. En contraste con los capitanes rivales de Perú, que firmaron en su apoyo, el líder de los suecos criticó la decisión y postuló que debería estar suspendido más tiempo. ¿Estás de acuerdo?

Cuando se anunció que el Primer Tribunal de Suiza acogería el recurso de Paolo Guerrero, lo cual le permitiría disputar la Copa del Mundo, el mundo del fútbol se lo tomó con alegría. El “depredador” estaría en el Mundial, uno al cual nunca fue y que será -con 34 años- probablemente el único que juegue, lo que traería espectáculo y goles. Sin embargo, no todos se lo tomaron de buena manera. 

En claro contraste con los capitanes de Dinamarca, Francia y Australia, quienes firmaron a favor del delantero en una misiva entregada por la FIFPro, el estandarte de Suecia, Andreas Granqvist, opinó todo lo contrario. 

Movistar Deportes

“La cocaína debe ir como dopaje junto a dos años de suspensión, así que no sé cómo se las arregló para volver”, espetó el jugador en conversación con el medio sueco “Fotbollskanalen”. La sanción que recibió Guerrero, tras idas y vueltas entre el TAS, la FIFA y la Agencia Mundial de Dopaje, era de 14 meses, lo que le quitaba su sueño mundialista. Sin embargo, el ariete nunca se rindió y llegó hasta la última instancia, consiguiendo una suspensión de su castigo hasta después de la Copa del Mundo. 

“Es triste si ahora se ha probado positivo y que ha tenido un producto no autorizado en sí mismo, que todavía puede jugar. No sé cómo sucedió”, prosiguió el defensa del Helsingborgs, de la liga de su país.

Sydsvenskan

“Si él fue sancionado por eso, entonces debe ser inhabilitado. Absolutamente. Nosotros tuvimos un portero que cayó por lo mismo por eso, él fue sancionado, eso puedo pensar”, reflexionó el central nórdico, quien no debiera cruzarse con Perú en el Mundial, al menos hasta la final. O si alguno de los 2 sale primero de su cuadro, lo cual se ve complicado con los incaicos compitiendo con Dinamarca, Francia y Australia; y los suecos ante México, Alemania y Corea del Sur. 

AP

Pero si se cruzarán mañana en el Estadio Ullevi, de Gotemburgo, Suecia. Allí, ambas escuadras vivirán su último apretón de cara a la cita global, con 2 protagonistas que de seguro se mostrarán los dientes tras estas declaraciones. De hecho, es muy probable que Paolo sea marcado por Granqvist durante el encuentro “amistoso”. De miedo.

¿Tendrá razón el sueco?

Puede interesarte