Por Vicente Quijada
13 abril, 2018

Con la llegada de nuevos valores juveniles al club merengue, su estadía empieza a ser cada vez menos relevante. ¿Resurgirá en el primer nivel europeo?

Martin Ødegaard tenía tan sólo 13 años cuando empezó a entrenarse con el primer equipo del Strømsgodset I. F. y 15 cuando debutó en la Tippeligaen, siendo el futbolista más joven en conseguirlo. Meses después lo hacía con su selección, repitiendo el hito. No paso mucho tiempo desde ahí para que los grandes clubes de Europa lo buscaran, y fue el Real Madrid quien lo fichó. 

Ya en la capital española, fue entrenado por Zidane y luego incluido en la lista del primer equipo, para así debutar oficialmente el 23 de mayo de 2015, con 16 años y 157 días. Y sí, otro récord, ahora con los merengues.

AP

En su país se volvieron locos, viendo en él un futuro más promisorio en un deporte que ha sido tan mezquino con los nórdicos. Incluso, mientras estaba en el Castilla -la filial del Real Madrid-, la televisión noruega compró los derechos de la Segunda B. 

Pero su sorprendente velocidad y visión de juego se fueron quedando cortas para surgir en un plantel tan competitivo como el del campeón de Europa, por lo que se fue cedido al SC Heerenveen de la Eredivisie, en busca de minutos y crecimiento. Llegó como estrella, con gente pidiéndole autógrafos y realizando lujos en el césped.

Pero eso no fue suficiente. Ødegaard tiene hoy 19 años y sólo 2 goles -el último el pasado 11 de marzo- en 24 encuentros en la competición holandesa. “¿Ha sido la llegada del ‘Messi de Noruega’ un fracaso?”, se preguntaba el diario De Volkskrant, de ese país. 

ZUMA Press

Aún así, Riemer Van de Velde, presidente honorario de su club actual, no pierde la fe. “Para el nombre del Heerenveen le ha venido bien tener un futbolista que llega del Madrid, y le habría ayudado más haber metido veinte goles, pero si pudiera alinear once ‘Odegaards’, lo haría”, apuntó, destacando que el problema del chico no es calidad si no que su posición y productividad.

“Ha demostrado que puede ser dominante, pero es verdad que todavía se le echa en falta el producto final, los goles, las asistencias…”, comentaba Arilas Ould-Saada, periodista del diario noruego VG. “Creo que Martin tiene las cualidades para ser un buen jugador de la Liga española, pero tengo dudas de que llegue a ser importante en el Real Madrid”, cerró.

AFP

Él aún tiene esperanza. “Voy a intentar acabar la temporada de la mejor manera posible y volver al Real Madrid en verano para hacer la pretemporada. Luego ya veremos qué pasa”, confesó mientras estaba con su selección en la pasada fecha FIFA. “Siempre he dicho que lo importante es jugar y quiero encontrar un club que me permita sumar minutos al máximo nivel”, agregó, añadiendo que no se arrepiente de haber escogido la cesión para cumplir ese objetivo.

Pero todo ello quedará en el aire por ahora, ya que la semana pasada Martin se lesionó de gravedad, poniendo aún más cuesta arriba su incorporación al Madrid. Una que estaba planeada para junio de este año, cuando acabase su cesión. En un duelo ante el Heracles se fracturó el metatarso, por lo que estará fuera por 2 meses -se perdió el mes de diciembre también, por una razón similar-, terminando así su cesión en el club holandés.

AP

Sin fútbol, la promesa noruega queda en el aire y el club español aún tiene que tomar una decisión sobre su futuro. Puede que sea una nueva cesión, al Leganés, mientras otras joyas como Vinicius Junior, Ceballos y Augusto buscan quitarle el puesto en el Real Madrid.

¿Estaremos ante otra promesa incumplida? Sólo el tiempo lo dirá.

 

Puede interesarte