Por Vicente Quijada
30 abril, 2018

No estamos exagerando. Y ojo, no es la primera vez que la familia favorita de Springfield, y el deporte rey, se cruzan entre sí.

Aunque algunos atrevidos osen declarar que Los Simpsons ya no son lo de antes, sería hereje proclamar que no ostentan una gran popularidad en el mundo tras las 29 temporadas que llevan desde 1989. Y así como su alcance se ha ido extendendiendo a través del orbe, han debido llevar a la familia más famosa de Springfield a rincones alejados de la cultura popular estadounidense al tiempo que el fútbol iba apoderándose del país norteamericano.

Pero antes de entrar a detallar dicha relación, es menester detenerse en el homenaje que realizaron desde uno de los países más futboleros del mundo.

Ferro Pico

Nicolás Caprio, el creativo portero del elenco Ferro Pico, que milita en el Torneo Federal A -lo que vendría siendo la tercera categoría en el país andino-, le rindió un genial culto al padre de la familia amarilla, Homero Simpson, e inmortalizó la clásica escena en que se esconde detrás de un arbusto. La casaca verde, además, le da un toque original que lo hace merecedor de nuestros aplausos –y esperamos que Matt Groening haga lo suyo también-.

Sin embargo, esta no es la primera vez que el deporte rey se cruza con los ciudadanos de Springfield. Antes, había tenido certeras predicciones sobre hechos que ocurrieron en el balompié.

Durante la temporada 25, y sólo meses antes de la Copa del Mundo en Brasil, la serie de Fox lanzó un capítulo ambientado en dicho certamen. En “No tienes que vivir como un árbitro”, Homero termina por casualidad convirtiéndose en juez y siendo llamado a participar del torneo en 2014. Allí, la trama expone directamente la mafia y los arreglos, tanto de externos como del mismo ente organizador, la FIFA. 

Un curioso preámbulo del escándalo que se desataría sólo un año después y que acabaría con los 17 años de Joseph Blatter al mando de la organización. Además, un jugador con características similares -como los piscinazos- a Neymar, el Divo, terminaría lesionado tras una falta que el protagonista amarillo no quiso pitar.

Sí, tal como el “10” del Scratch en cuartos de final del Mundial 2014 ante Colombia, cuando salió lesionado tras un fuerte golpe en la espalda y se perdió el resto de la competición. En la clásica serie fueron un poco más allá, ya que el futbolista terminó muriendo -mientras Homero insistía en no cobrar dicha falta-. Por si fuera poco, la final de aquel torneo fue entre Alemania y Brasil, con triunfo por 2-0 para los visitantes. Si bien el histórico 7-1 de los germanos fue en semifinales, el programa de Fox acertó en que sería la Mannschaft la que alzaría la Copa.

En otro acierto algo menos preciso, Los Simpsons anticiparon el duelo entre México y Portugal, en un capítulo de la temporada 9, en 1997. Con la familia de Springfield en el público, lusos y aztecas jugaron una aburrídisima final de la Copa del Mundo, la cual terminó en empate y con un caos en las gradas. En la vida real dicho encuentro se dio en la reciente Copa Confederaciones, tanto en fase de grupos como en el tercer lugar. Allí también empataron, pero el encuentro fue bastante más vistoso que en su versión animada y acabó con un 2-2, mientras que en su segundo cruce, por el bronce, el elenco de Cristiano Ronaldo se impuso por 2-1.

Leo Messi, Cristiano Ronaldo y Pelé también aparecen, como demostración de que la animación de Fox tiene una fructífera relación con el deporte rey. Maradona una vez afirmó, eso sí, que “odiaba” a la familia de Springfield. ¿Será porque nunca apareció?

Puede interesarte