Por Josefina Pizarro
11 julio, 2017

Incluso Flynn Ryder tiene sus malos momentos.

Ah, Disney, el lugar donde “casi” todos los sueños se hacen realidad. ¿Por qué “casi”, te preguntarás? Pues porque descubrí un horrible secreto que tiene detrás: el JAMÁS pausar una película de Disney. Créeme, puede llegar a ser parte de tus peores pesadillas ver cómo, por ejemplo, “Gastón” de “La Bella y la Bestia” se transforma en un real monstruo. Puedes verlas abajo, pero honestamente no te las recomiendo… pueden asustarte para siempre, ¡o hacerte llorar de la risa!

1. ¿Qué rayos le pasó a Jessie en la cara?

Disney

2. Cuando Ariel amó a su príncipe azul, a pesar de todo.

Disney

3. Cuando el golpe de Hans fue más satisfactorio que nunca.

Disney

4. Cuando Ariel se puso a hablar de “tamaños” con Eric.

Disney

5. Cuando Hades tuvo su momento sensual.

Disney

6. Cuando Aladdin rompió las leyes de la física.

Y un par de huesos.

Disney

7. Cuando…. Dios mío, ¿ese es Gastón?

Disney

8. Cuando Kuzco mostró su verdadero ser.

Disney

9. Cuando hasta Flynn tuvo un mal día.

Disney

10. O cuando el Gran Duque tuvo un encuentro muy íntimo con el rey.

Disney

11. Cuando Aladdín sostuvo…. ¿qué rayos es eso? ¿una corona? ¿Sangre?

Disney

12. Cuando Tarzán tuvo que actuar natural para impresionar a Jane.

Disney

13. O cuando Aladdín se transformó en tus peores pesadillas.

Disney

14. Cuando la Bestia tuvo, por unos momentos, una sensual barba.

Disney

15. O cuando las aletas de la sirenita quedaron a medio transformar.

Disney

16. Cuando Stitch nos salvó a todos de un “cabeza de boca”:

Disney

17. Cuando Mérida se transformó, de pronto, en un pariente del “Tío Cosa”).

Disney

18. Cuando Gastón quiso probar otro tipo de juguetes.

Disney

19. O cuando Hércules tuvo cara de “Sí, nena”.

Disney

20. Y por último, cuando Sven se dio cuenta que había algo más en la nieve que sólo hierba.

Disney