Por Yael Mandler
16 octubre, 2015

He aquí la extrema y divertida nueva forma de beber champaña

El ícono de las películas estadounidenses de adolescentes enfiestados es este dispositivo para beber cerveza sin parar:

El Beerbong

Muchos han querido dominar este instrumento, pero los resultados muchas veces son catastróficos…

Para qué estuviste horas maquillándote o te pusiste el mejor perfume si perdiste todo el glamour y la gracia en sólo segundos.

Extreme party foul!! #offtarget #partyfoul #partyhard #beer #beerbong #funnel #gogogo #takeherhome

A photo posted by Shoot! (@shotrecipes) on

Por eso, una vez más la innovación ha hecho lo suyo y apareció una versión mucho más elegante de este dispositivo, que es capaz de mantener la clase intacta. De partida, es especialmente diseñado para beber champaña. Luce igual a una copa común y corriente, pero en vez de tener una base redonda, termina en un tubo: El chambong

La idea es la misma que el beerbong: se puede beber rápido, pero con la dignidad tan firme como siempre

Beautiful Bride chambongs. #chambong

A photo posted by Chris Merrill (@cfmerrill3) on

¡Qué elegancia la de Francia!

#chambong: only thing classier than a rooftop patio. #becauseitsawesome #seattlesunset #mondayfunday

A photo posted by Chambong (@therealchambong) on

Hasta en ocasiones especiales podrá parecer muy adecuado

Como su propia clase no podía ser menos, este producto cuesta 25 dólares la copa. Por lo que un brindis como este necesita de una inversión no menor.

Pese a eso, los chambongs están agotados por el momento, porque sólo se partió con un stock limitado de 3.000 unidades. Pero si quieres saber más sobre ellos o comprar uno en el futuro, puedes visitar su página.

Puede interesarte