Por Gillian Armstrong
2 junio, 2017

En tu casa se vería como el adorno más original.

La vida de los artistas tiene sus altos y bajos. Cuando no se anda muy bien, llegar a fin de mes con el dinero suficiente es de lo más complicado, y Jean Pierre Weill tuvo que vivir en estado situación durante largos 20 años. De hecho, en un momento pensó en que tal vez debería dejar de trabajar como pintor y comenzar con un clásico trabajo de horario extendido.

Pero cuando estaba a punto de rendirse, una gran idea prendió en su cabeza y llevo el vidrio a un nivel que fue admirado por todos.

Trabajando por capas, inventó una forma de usar este material, logrando un efecto 3D en cada una de sus obras. En múltiples niveles hizo que mucha gente se interesara en esta técnica, y ahora todos sus trabajos son muy bien vendidos.

Mientras que la profundidad hace un juego de hacer la pintura más oculta, la luz y la sombra crean una ilusión de movimiento, que todo en su conjunto es realmente sensacional. 

Mira sus obras y verás que su creatividad rompió los límites de lo hermoso.

Jean Pierre Weill




Jean Pierre Weill










Y tú, ¿te atreverías con uno de éstos para tu casa?

Te puede interesar