Por Camila Londoño
25 julio, 2016

Las hojas caen, los colores se mueven, los sonidos se activan.

Una compañía estadounidense llamada ESI design realizó una instalación hipnotizante en 1.700 metros cuadrados de pared en el edificio Terrel Place de Washington D.C. (Estados Unidos). Quienes visitan el lobby de este edificio, tienen la oportunidad de experimentar una increíble obra de arte que se activa y cambia cuando las personas caminan. 

Así, transformaron un espacio sin vida, en una proyección inspirada en las estaciones, los colores y los paisajes urbanos.

ESI-design-reactive-media-installation-washington-DC-terrell-place-designboom-02
ESI design

La obra, integrada con la arquitectura y diseñada para capturar el pulso del lugar, también se puede apreciar desde afuera.

ESI-design-reactive-media-installation-washington-DC-terrell-place-designboom-06
ESI design

Como ofrece varios escenarios, las experiencia para las personas siempre es nueva.

ESI-design-reactive-media-installation-washington-DC-terrell-place-designboom-04
ESI design

Cuando la proyección está en modo «estaciones», las personas caminan y las hojas de los icónicos árboles de cerezo de Washington se caen.

En el modo «color», patrones multicolores invaden las paredes como fuegos artificiales.

Y en modo «paisaje urbano», el lobby se llena de arquitectura, transporte y estatuas.

ESI-design-reactive-media-installation-washington-DC-terrell-place-designboom-03
ESI design

Como si fuera poco, la instalación está acompañada de sonidos que complementan el movimiento. 

Puede interesarte