Por Rosario Mena
23 abril, 2015

No te limites a invitarla a cenar: sorpréndela con un delicado regalo hecho por ti.

Todos sabemos que algunas mujeres pueden ser un poco complicadas cuando se trata de conquistarlas. Y es que muchas cambian de opinión cada dos por tres, y cuando decides regalarles algo que hace un par de meses les encantaba… Ya lo han olvidado por completo. Es por esto que los detalles delicados son una mejor opción, más atenta y dedicada. Si no quieres gastar de más, pero quieres hacerla sonreír… Este es un buen truco:

httpv://youtu.be/yno7799R32w

Puede interesarte