Por Kat Gallardo
31 julio, 2017

No importa cuánto quieras esconderlo, estabas ahí en esa época.

La década del 2000 fue un tiempo que muchos quisieran olvidar. En serio, si existe una década que a muchos les da vergüenza, es esta. Fue confusa, habían millones de tendencias distintas dando vueltas y nadie parecía encontrar el rumbo. Si fuiste adolescente, mucho peor. Sabrás entender:

1. Era horrible cuando se acercaba una nueva película o libro de Harry Potter y no lograbas recordar dónde habías metido tu bufanda de Hogwarts


2. Quisiste cambiar tu look pero antes de tener tu propia corbata, tenías que robarle una a tu papá, hermanos o amigos


3. Encontrar tu identidad era difícil por esos tiempos así que básicamente sólo podías tener dos estados de ánimo. Este:

O este:


4. Siempre era doloroso cuando te conectabas a MSN y nadie te decía “Hola!” (así que te conectabas un montón de veces más hasta que notaran tu presencia)


5. No había forma de disimular un mal estado físico. Con los pantalones de tiro bajo era im-po-si-ble


6. Invertías demasiado tiempo intentando encontrar el look perfecto para tu perfil en MySpace

Pimp My Profile – Myspace

7. Pero luego tenías un conflicto entre amigos porque debías poner a los 10 mejores en orden

Playbuzz

8. Y tal vez no la tenías en Myspace pero eras muy del team Lauren Conrad y siempre supiste que se merecía algo mejor que todos esos ex novios


9. Tenías que cuidar muy bien tus movimientos para no hacer públicas las frases vergonzosas de algunas de tus pantaletas

Forevertwentysomethings.com

10. Sobre todo si alguna vez te vestiste así ¿Cómo explicar que ese buzos no era para hacer ejercicio?

Pinsdaddy.com

11. O decidir si la bandana iba en el pelo, cuello o como top

vogue.globo.com

12. Cuidarte de los rayos UV era difícil cuando todos los lentes de sol que encontrabas en las tiendas eran como los de Paris Hilton

Giphy

13. Y se ponía más difícil aún porque ningún hombre era lo suficientemente perfecto si no se parecía a Seth Cohen


14. Te enamorabas de todos, pero a la vez, tu niña interior seguía disfrutando los episodios de Hannah Montana


15. Y tu reacción fue tal como el gif de arriba cuando te enteraste del quiebre amoroso más doloroso de la época ¡El de Britney y Justin!

Giphy

Bueno… después de todo, tampoco fueron del todo malos.

Puede interesarte