Además, confesó que hizo dieta 21 días antes y perdió 7 kilos de peso para “entrar” en el vestido.

Luego del comentado look que usó en la Gala MET del año pasado, Kim Kardashian no quería decepcionar en la versión 2022 del lujoso evento. Por ello, y siguiendo la temática, la socialité hizo que todos olvidaran su anterior atuendo con un look que se robó las miradas y la volvió una de las mejores vestidas de la noche.

Completamente rubia platinada y del brazo de Pete Davidson, Kim Kardashian llegó a la Gala MET 2022 con un ajustado vestido dorado con pedrería que, probablemente, podría parecerte familiar.

AP

Y es que, sí, Kim llegó con el mismo vestido que la icónica Marilyn Monroe usó en la recordada performance en la que le cantó “Feliz cumpleaños” al presidente John F. Kennedy en la Gala MET de 1962. Y hasta le añadió el toque del cabello rubio platinado y una chaqueta blanca que recordara el glamour del antiguo Hollywood.

AP
AP

Diseñado por Jean Louis, el vestido es uno de los más caros del mundo, y Kim tuvo que ir hasta Orlando, al museo de “Ripley’s Believe it or not” para adquirirlo y poder realizar la réplica exacta de este. En la época de Marilyn el vestido costaba 12 mil dólares, lo que hoy en día es equivalente a unos 114 mil. Pero fue comprado por el dueño del museo en más de 4 millones de dólares en 2016.

Pero aunque el vestido desbordaba glamour y Kim lo hizo lucir como cada atuendo que usa, llegar a ponérselo significó un gran sacrificio, porque en los días previos a la gala, Kim tuvo que prepararse físicamente para poder “entrar” en el atuendo.

Kim Kardashian MET Gala 2022
Kim Kardashian

Y, para ello, la socialité confesó que hizo una dieta en los 21 días previos, y que le permitió adelgazar 7 kilos. 

“Me ponía en un traje de sauna dos veces al día, corría en la cinta, eliminé el azúcar y los carbohidratos, solo comía las verduras y proteínas más limpias… Cuando estaba en la prueba final del vestido y vi que me quedaba bien, quería llorar de alegría

-Kim Kardashian a Vogue.

Porque a Kim no le gustan las cosas fáciles, y así lo ha demostrado con todos sus looks en esta gala, siempre dejando atrás su zona de confort y usando atuendos que incluso le impiden ir al baño.

AP

Así de comprometida es.

Puede interesarte